Mundo

Cardenales reciben información financiera de El Vaticano

12 febrero 2014 5:20 Última actualización 07 marzo 2013 16:24

 [Bloomberg]  Siguen sin establecer  la fecha del comienzo del conclave. 


AP
 
Ciudad del Vaticano.- Los cardenales que acudieron a Roma para participar en el cónclave del que saldrá elegido el nuevo Papa recibieron el jueves información sobre las finanzas de la Santa Sede entre interrogantes sobre la burocracia vaticana y las sospechas persistentes sobre su banco.
 
Los directores de las tres oficinas financieras principales del Vaticano informaron a los cardenales como marcan los cánones sobre la transición entre los papados, en los que los cardenales se reúnen a diario para analizar los problemas de la Iglesia y las cualidades necesaria que debería tener el nuevo obispo de Roma.
 
Los cardenales no establecieron la fecha del comienzo del conclave, y el vocero vaticano, reverendo Federico Lombardi, dijo que no espera una decisión en la sesión de la tarde del jueves. El último de los 115 cardenales con derecho a voto, el purpurado vietnamita Jean-Baptiste Pham Minh Man, llegará el jueves por la noche y hasta entonces no se puede fijar la fecha.
 
Empero, la selección de la fecha depende también de que los cardenales consideren que han tenido tiempo suficiente para recopilar la información necesaria sobre el estado de la Iglesia y el candidato idóneo.
 
Una vez que comience el cónclave, no habrá tiempo para discusiones. Hay dos votaciones por la mañana y dos por la tarde, todas ellas realizadas entre plegarias silenciosas. En consecuencia, la fecha del cónclave marca el fin de las deliberaciones.
 
"Parece normal y prudente" aguardar a establecer la fecha hasta que todos los cardenales estén seguros de haber concluido sus deliberaciones, dijo Lombardi.
 
Por cuarto día consecutivo, las discusiones giraron en torno a la administración de la Santa Sede y sus relaciones con la diócesis de todo el mundo, entre quejas de que la Santa sede no se comunica bien ni interna ni externamente.
 
El problema de la gerencia de la Santa Sede ha sido tema constante de esta semana de las conversaciones cardenalicias — especialmente entre los de Estados Unidos, interesados en la denuncias de corrupción y favoritismo aparecidas en los documentos papales difundidos el año pasado.