Mundo

Permanencia de Gran Bretaña en la UE se decidirá en referendo

Tras establecer un acuerdo con la Unión Europea, David Cameron convocó para el 23 de junio un referendo sobre la membresía de Gran Bretaña en el bloque económico.
Reuters
20 febrero 2016 15:52 Última actualización 20 febrero 2016 16:0
Cameron

(Reuters)

LONDRES.- El primer ministro David Cameron convocó para el 23 de junio un referendo sobre la membresía de Gran Bretaña en la Unión Europea al tiempo que buscaba unir a su dividido Partido Conservador detrás de un acuerdo que dijo garantizará la prosperidad y seguridad del país en el bloque.

Tras exponer ante sus ministros detalles del acuerdo, logrado en extensas negociaciones en una cumbre de la UE en Bruselas, Cameron dijo el sábado que había asegurado la aprobación del gabinete para recomendar a los votantes que Gran Bretaña permanezca en el bloque al que se unió en 1973.

"Creo que Gran Bretaña será más segura, más fuerte y mejor si permanece en una Unión Europea reformada", dijo el primer ministro fuera de su residencia en el número 10 de la calle Downing Street en Londres.


"Abandonar Europa amenazará nuestra economía y nuestra seguridad nacional", afirmó Cameron, quien agregó que propondrá al Parlamento que el referendo se realice el jueves 23 de junio, en medio del concurrido festival de música de Glastonbury y la Eurocopa de fútbol en Francia.

El acuerdo, legalmente vinculante y cerrado a última hora del viernes, concedió una exención explícita al Reino Unido del objetivo fundacional de lograr una "unión cada vez más estrecha", ofreció concesiones sobre los derechos a prestaciones sociales en el país de los trabajadores comunitarios y dispensas para la City londinense.

Uno de los aliados políticos más cercanos de Cameron, el secretario de Justicia Michael Gove, y otros cinco miembros del gabinete harán campaña para abandonar la UE. Pero ministros de más antigüedad como Theresa May (Interior) y George Osborne (Finanzas) apoyarán la permanencia en el bloque.

Aunque los votantes británicos están divididos sobre la membresía, las apuestas se han inclinado más a favor de una salida de la UE tras el acuerdo de Cameron, según la casa de apuestas Ladbrokes.

Una salida británica de la UE haría que se tambaleara la Unión - ya dividida por diferencias en torno a la migración y el futuro de la zona euro -, al privarle de su segunda mayor economía, una de sus dos principales potencias militares y, con diferencia, su centro financiero más rico. Además, podría dar pie a otro referendo por la independencia de Escocia.

: