Mundo

Alemania e Italia cierran embajadas en Yemen por temores de seguridad

También Arabia Saudita suspendió todas las actividades en su embajada en Yemen y evacuó su personal "debido al deterioro de la seguridad y la situación política"; por su parte, el Ministerio de Relaciones Exteriores en Roma dijo que está retirando a su embajador y a su personal.
Reuters
13 febrero 2015 7:27 Última actualización 13 febrero 2015 7:29
Golpe de estado en Yemen

Golpe de estado en Yemen. (Reuters)

BERLÍN/ROMA. Alemania e Italia cerraron sus embajadas en Yemen, imitando a otros países occidentales que han hecho lo mismo por preocupaciones sobre la seguridad en la medida en que la milicia musulmana chií Houthi endurece su control sobre el poder.

También Arabia Saudita suspendió todas las actividades en su embajada en Yemen y evacuó su personal "debido al deterioro de la seguridad y la situación política", según informó la agencia estatal de noticias SPA, citando a un funcionario del ministerio de Relaciones Exteriores.

Una portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Alemania dijo que Berlín cerró su misión este jueves y que el personal abandonó el país.

"En las últimas semanas, los Houthis han tomado el poder - esto es inaceptablemente peligroso para nosotros y podría tener consecuencias para la región", sostuvo y agregó que "la situación es muy preocupante para nosotros en Europa".

Italia también anunció que había cerrado su embajada, citando el empeoramiento de la seguridad. El Ministerio de Relaciones Exteriores en Roma dijo que está retirando a su embajador y a su personal.

Gran Bretaña, Francia y Estados Unidos ya cerraron sus misiones diplomáticas en Yemen esta semana mientras los Houthis, respaldados por Irán, consolidaban su control tras capturar a la capital, Saná, en septiembre de 2014.

Al Qaeda y otros militantes musulmanes suníes han incrementado sus ataques contra los combatientes Houthis y el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, dijo el jueves que Yemen estaba "colapsando frente a nuestros ojos" y acercándose a una guerra civil en toda regla.

Los Houthis han marginado al gobierno central en Yemen, un país fronterizo con el gigante petrolero Arabia Saudita.

Este viernes continuaban en Saná las negociaciones respaldadas por la ONU para buscan un acuerdo político. Cientos de yemeníes se reunieron tras las oraciones en las ciudades de Taaz e Ibb para denunciar la toma de poder de los Houthis, dijeron testigos.