SPACs: La evolución de los instrumentos de inversión en México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

SPACs: La evolución de los instrumentos de inversión en México

COMPARTIR

···

SPACs: La evolución de los instrumentos de inversión en México

La Compañía de Adquisiciones de Propósito Especial conocida como SPAC, por sus siglas en inglés, es un vehículo de inversión a través del cual un agente promotor realiza una oferta pública inicial para levantar capital y con esos recursos va a comprar empresas.

Opinión MTY egade María Concepción del Alto
01/08/2018
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.
Placeholder block

A la fecha en México existen dos SPACs (Special Purpose Acquisition Company) colocados en la BMV, sin embargo existe un desconocimiento del funcionamiento de este instrumento entre la mayoría de la gente del sector financiero.

Tienen su inicio en los años noventa, pero un mayor desarrollo se dio a partir del año 2003 en los Estados Unidos principalmente y se incorporaron en Latinoamérica recientemente. A la fecha se estima que representan el 20 por ciento de las IPO´s a nivel mundial, derivado de un mayor interés por parte de los inversionistas globales.

Una Compañía de Adquisiciones de Propósito Especial conocida como SPAC, por sus siglas en inglés, es un vehículo de inversión a través del cual un agente promotor realiza una oferta pública inicial para levantar capital y con esos recursos va a comprar empresas. Este vehículo respalda una unidad la cual está integrada por una acción y una opción (warrant), que puede ser ejercida por el tenedor.

De esta manera el promotor se adelanta en listar una empresa que se estará valorando de acuerdo a las expectativas de los inversionistas sobre la adquisición que realizará, la cual posteriormente se combinará con la otra compañía y así se convertirá en una empresa “normal”.

El SPAC tiene un periodo de dos años para hacer la adquisición, tiempo en el cual el monto levantado estará invertido en un bono del tesoro y depositado en un banco custodio, solo se retendrá una porción para necesidades de capital de trabajo. Si en ese periodo de tiempo no se realiza la adquisición o los inversionistas no están de acuerdo con la transacción, se devolverá el dinero remanente a los tenedores, quienes tienen derecho de voto.

En el proceso de emisión participa el agente colocador (es), el promotor y un equipo directivo altamente especializado en el sector, combinan sus recursos y conocimientos para hacer la emisión. Buscando alinear incentivos, el promotor adquiere una participación de la oferta para asumir riesgos.

En agosto de 2017 se colocó la primera Oferta Pública Inicial de un SPAC en la BMV y a nivel Latinoamérica, Vista Oil & Gas fue la emisora. La colocación fue muy exitosa ya que logró levantar 650 millones de dólares, a pesar de que la empresa no tenía en su balance ningún activo que la respaldara, ni historial de utilidades que les diera cierta confianza a los inversionistas, solo el prestigio del promotor.

La clave de cotización es VISTAA, se listó con un valor de 10 dólares por unidad, equivalentes a 179.83 pesos. Siete meses después, en marzo del presente año Promecap, comandada por Fernando Chico Pardo, realizó la segunda colocación de un SPAC (PMCPACA) en el mercado mexicano y levantó cinco mil 578 millones de pesos, con un precio por acción de 185.93 pesos.

VISTA va enfocada en proyectos energéticos, en cambio (PMCPACA) tiene como objetivo adquirir empresas de distintos sectores que tengan potencial de crecimiento.

Los precios de estos instrumentos van ligados con el dólar, sin embargo las decisiones financieras que tomen los directivos también impactan en su desempeño, así como las condiciones del mercado. En el caso de VISTA la cotización estuvo muy ligada al valor del dólar, sin embargo a partir de abril se desligó la tendencia cuando se constituyó como empresa y dejó de ser un SPAC. En diciembre de 2017 la acción tocó el precio máximo de 197 pesos y a la fecha se sitúa en 175 pesos, con una caída de 2.68 por ciento desde su colocación, marcado principalmente a partir de que anunció las adquisiciones en Argentina.

En el caso de PMCPACA, desde que realizó la colocación su valor ha caído un 4.75 por ciento, mientras que el dólar ha subido un 3.05 por ciento.

Por su naturaleza, expertos en temas de inversiones han visto con escepticismo estos instrumentos, por lo que la CNBV deberá estar atenta en estas emisiones. Pero el mundo se transforma y los mercados financieros no pueden quedar rezagados debiendo fomentar la diversificación y cuidando los riesgos.

La autora es Directora Programa Burkenroad México EGADE Business School.

Opine usted: mdelalto@itesm.mx

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.