Monterrey

Sector restaurantero espera una derrama patria por 50 mdp

Mario Cantú González, presidente de la Canirac en Nuevo León, confía que durante los festejos patrios se obtenga una derrama de 50 millones de pesos y un incremento del 18 por ciento en sus ventas, respecto a un fin de semana común.
Sonia Coronado
14 septiembre 2015 22:15 Última actualización 15 septiembre 2015 5:0
En su presentación lucen los colores de la bandera: el verde del chile poblano, el blanco de la nogada y el rojo de la granada. (Cortesía)

Alrededor de mil 500 establecimientos estarán ofreciendo paquetes, promociones y descuentos.  (Cortesía)

MONTERREY.- Con una derrama de 50 millones de pesos y un incremento del 18 por ciento en sus ventas, respecto a un fin de semana común, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) Nuevo León, es como prevé se comporte el consumo durante las fiestas patrias.

“Sentimos que va haber un incremento de alrededor del 18 por ciento, esto es aproximadamente 50 millones de pesos con lo que se van a ver beneficiados los restaurantes en esas fechas por la temporada, del 11 al 20 de septiembre; prácticamente estamos juntando los dos fines de semana”, dijo Mario Cantú González, presidente de la Canirac en el estado.

Inició que las ventas del año pasado –del 12 al 21 de septiembre- rondaron los 48 millones de pesos, es decir que comparados con los estimados para las festividades de 2015, los ingresos presentarán un crecimiento del 4.16 por ciento.

Cantú González, señaló que a fin de reforzar y garantizar la seguridad, tanto de los comensales como los establecimientos, el organismo solicitó a las autoridades municipales y estatales, el incremento de rondines en las zonas de mayor afluencia de la zona metropolitana.

Mencionó que unos mil 500 establecimientos estarán ofreciendo paquetes, promociones y descuentos, siendo las entidades enfocadas a los cortes de carne, comida mexicana y hoteles, quienes presentarían una mayor afluencia.

ABSORBEN FORTALEZA DEL DÓLAR

Sobre el incremento en el precio del dólar, Gerardo Estrada Hernández, vicepresidente de Canirac en el estado, dijo que sólo algunos insumos que utilizan los restauranteros, se han visto afectados, sin embargo descartó que en el corto plazo, esto vaya a ser transferido a los precios de los platillos.

“El efecto de un tipo de cambio no es inmediato porque la práctica del restaurantero no es la de repercutir inmediatamente los cambios en el costo de sus insumos directamente en sus platillos, lo hace paulatinamente, esperamos a que nuestros comensales digieran el tipo de cambio y el alza de los productos básicos y, entonces obviamente sí nos vemos en la necesidad de repercutir esta alza en el costo de nuestros platillos”, explicó.

Añadió que hasta el momento, no tienen registrado que alguno de sus agremiados haya transferido al cliente, la fortaleza cambiaria, sin embargo de mantenerse la situación al alza, “probablemente haya que hacer algún ajuste.

“Algunos insumos pequeños son los que se ven incrementados con el dólar, hasta donde va, son absorbidos por los restaurantes, no tenemos entendido que algún restaurante haya hecho algún incremento (…) vamos a tratar de aguantar con los precios, así lo hemos visto con los agremiados, si esto va más arriba, probablemente haya que hacer algún ajuste”, explicó.

Estimó que para el cierre del año los ingresos del sector crecerán 5.88 por ciento, para situarse en los nueve mil millones de pesos, frente a los ocho mil 500 millones de pesos.