Ruido Gris
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Ruido Gris

COMPARTIR

···
Monterrey

Ruido Gris

OPINIÓN. En México tenemos el ruido gris. Es ruidoso, porque basta ver la cantidad de atención en los medios informativos y redes sociales y también porque sobran las notas sobre lo que dijo o dejó de decir un determinado personaje, como si su opinión fuera lo que necesita el mundo para salir adelante.

WIKI-LÍTICOMiguelMoreno Trippmorenotrip@gmail.com.mx
30/10/2017
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El ruido rosa (pink noise) se presenta en variados contextos; por ejemplo, en las luces de los quasáres, en la sinápsis y en la resistividad de los circuitos de estado sólido. El ruido blanco también tiene un variado repertorio de contextos.

En México tenemos el ruido gris. Es ruidoso, porque basta ver la cantidad de atención en los medios informativos y redes sociales y también porque sobran las notas sobre lo que dijo o dejó de decir un determinado personaje, como si su opinión fuera lo que necesita el mundo para salir adelante.

Es gris por el color de las ratas, con perdón de las de cuatro patas que las comparemos con las de dos patas y no precisamente en el contexto de las canciones de Paquita La del Barrio. No, es en el contexto del robo en muchas formas que dominan.

Analicemos el caso del PT. Ese partido “defensor” de los trabajadores resulta que es una tapadera para el lavado de dinero. Vamos, un lucrativo negocio de giro negro: no vende nada, no aporta nada, no crea nada, mucho menos fuentes de trabajo a excepción de aquellas para sus líderes vividores y sus familiares y roba a manos llenas. Pero su Líder no necesita crear nada ni aportar nada porque vive del erario, o lo que es lo mismo, vive de nosotros. Cada vez que pague algo normalmente paga IVA, además del pago de impuestos, de ahí, de lo que a nosotros sí nos cuesta trabajo conseguir le estamos “aportando” “voluntariamente” a este vividor y su familia.

Años y años han pasado y el dueño de dicho partido continúa al frente del mismo. Los cínicos de ya sabe que, que se las dan que buscan la democracia, simplemente buscan seguir mamando de la ubre del presupuesto. Tontos y retontos los que les creen. Pero esos son listos a comparación de los que sí pagamos nuestros impuestos, porque ni nos preguntan. Por eso aplica lo gris rata.

AMLO, en su infinita mañosidad, sale con un argumento también para un público con entendederas muy, pero muy, limitadas. Si lo pusiéramos como dicen los americanos cuando alguien tiene limitaciones para algo en particular serían “common sense challenged”. O sea, no les da para cuestionar las tonteras que escuchan.

Decir que al corrupto líder del PT lo está investigando Peña Nieto porque se enojó dado que un candidato desconocido que no tenía ni el más mínimo posibilidad de ganar, ni siquiera una tómbola, se arrejuntó con la candidata de MORENA, una fichita por sí misma y que por eso lo están investigando, de plano es para gentes con una torpeza notabilísima por comprender las cosas.

No es de extrañar si esos mismos le creyeron cuanto se declaró presidente legítimo y hasta se puso una bandera con un pedazo de trapo y luego ofreció como prueba a unos animalitos. Lo defiende porque seguramente de ahí sale para la campaña de AMLO: ¡lavó la friolera de cien millones de pesos!

Por eso es ruido gris, por la atención que tienen, porque roban y porque echan la mediocridad por delante.

El autor es Doctor en Finanzas por la Universidad de Tulane; cuenta con la Maestría en Alta Dirección de Em- presas, en el IPADE. Se desempeñó como Director Gen- eral de entidades del área Internacional en Santander Serfin. Es Director del programa OneMBA y tiene su Despacho asociado con Crowe Horwath para proporcio- nar asesoría en temas de Finanzas Corporativas.

,
Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.