Monterrey

Rentabilidad de gasolineras pudiera perderse

Eliminar la distancia entre puntos de venta podría provocar un canibalismo.
Sonia Coronado
scoronado@elfinanciero.com.mx
12 marzo 2017 23:51 Última actualización 13 marzo 2017 7:55
Gasolinera

(Cuartoscuro)

El eliminar la distancia mínima entre las gasolinera que actualmente se establece en la Ley de Desarrollo Urbano, pondría en riesgo la rentabilidad de las ya establecidas por lo que, ya sea los nuevos competidores o los ya establecidos, terminarían por cerrar sus estaciones de servicio, dijo Carlos Hernández Delsol, director de Administración y Finanzas de Orsan Corporativo.

“Como inversionista, optaría porque se mantuvieran las territorialidades actuales porque de otra manera, pudiéramos tener cada día más competencia cercana de donde estamos y las gasolineras que hicimos cuando las construimos o compramos están diseñadas para atender un servicio con cierto flujo y donde no hay competencia”, mencionó.

Explicó que las estaciones de servicio ya instaladas se podrían quedar con una sobre inversión y un gasto alto debido a que los “nuevos vecinos” llegarían con un proyecto de menor tamaño y por ende menor inversión.

“Por ejemplo, una gasolinera si tiene un competidor pues se va a diseñar y poner el número de dispensarios en función de lo que está probado, si el día de mañana cambia la ley y permiten una mayor concentración de gasolineras el que va a salir beneficiado es el nuevo que llega al punto, mientras que, al que le cambiaron las características se va a quedar con una sobre inversión y un gasto más fuerte y esas son de las cosas que la autoridad debería de poner reglas claras para que haya una competitividad y promueva a los inversionistas”, indicó.

Argumentó que “son de las cosas que tienen que ver con cuidado dependiendo de qué es lo que quieren promover. Lo que ha sucedido en el mundo es que cuando abren los mercados hay una sobre explotación de los puntos, tiende a subir mucho el número de estaciones de servicio y luego viene un efecto de resaca donde muchos acaban por no ser rentables y cierran”.

Por otro lado, Hernández Desol señaló que la apertura energética y la liberalización de los precios le permitirán incrementar su presencia en el país, a fin de llegar a un mayor número de consumidores.

Orsan tiene presencia en las ciudades de Monterrey, Querétaro, Tabasco, Campeche y Veracruz, con un total de 144 estaciones de servicio de los que 30 están ubicadas en la zona metropolitana de Nuevo León.

“Tenemos un proyecto de agregar más puntos de venta adquiriendo algunos ya existentes, precisamente porque pensamos que construir nuevos podría canibalizar el mercado y deteriorarlo el día de mañana. El plan es comprar entre diez y cuarenta estaciones de servicio por las distintas partes del país”, puntualizó el directivo.