Monterrey

Rayados liberan a FEMSA de la inversión del estadio

FEMSA ha quedado liberada de la inversión de poco más de 200 millones de dólares que destinó para la construcción del estadio del Club de Futbol Monterrey desde 2008, dijo Tonatiuh Mejía Moysen, vicepresidente administrativo de la organización.
Édgar Rivera
16 marzo 2015 22:1 Última actualización 17 marzo 2015 19:4
Monterrey estadio Rayados. (El Financiero)

Monterrey estadio Rayados. (El Financiero)

MONTERREY.- FEMSA ha quedado liberada de la inversión de poco más de 200 millones de dólares que destinó para la construcción del estadio del Club de Futbol Monterrey desde 2008, dijo Tonatiuh Mejía Moysen, vicepresidente administrativo de la organización.

“Es importante señalar que los flujos y el pasivo del estadio ahora los está tomando el Club de Futbol Monterrey, ya no hay recursos del grupo empresarial que nos auspicia –FEMSA-, más allá de sólo darnos soporte con algunas estrategias comerciales, o de planeación y procesos, pero lo que tiene que ver con los recursos y el pasivo es ahora un compromiso nuestro”, dijo Mejía Moysen.

Aclaró que “con este adeudo que adquirimos, a FEMSA no le está costando ni un sólo peso la construcción del estadio. Este pasivo lo estamos garantizando con los flujos de efectivo derivados de la operación del propio estadio, y se vislumbra un retorno de inversión de un período largo, que está garantizado y auspiciado por el Club de Futbol Monterrey”.

La concesión por el estadio, dijo Mejía Moysen, es para 60 años, “nosotros esperamos pagar este pasivo un poquito antes de este período”.

Dijo que si bien la inversión original en el estadio se contempló en 200 millones de dólares, también reconoció que al final fue ligeramente mayor a esta cifra, aunque sin precisar el monto exacto.

“El presupuesto originalmente que teníamos contemplado se ha extendido con algunos gastos indirectos adicionales, y el tipo de cambio se ha movido de una manera importante, aunque la mayoría de las compras ya las habíamos realizado porque teníamos algunas coberturas, pero al final andamos rondado un monto ligeramente mayor a los 200 millones de dólares”, señaló.

Durante un recorrido de las instalaciones del nuevo estadio, el directivo insistió en que la gestión para incurrir en el pasivo que libera la inversión que FEMSA hizo en el estadio, les genera una autonomía en la generación de recursos.

“Todo esto implica una autonomía que ya la estamos viviendo, porque no tomamos hoy más recursos de ninguna otra fuente que no sea la propia generación de flujos del club, ya sea por los esquilmos y taquillas, así como por los patrocinios, la televisión y los derechos de radio”, explicó.