Monterrey

Próximo gobernador “batallará” con empleo y deuda

En lo que va del sexenio de Rodrigo Medina, los dos principales focos rojos que se han levantado en la entidad han sido la baja generación de empleo y el alto crecimiento de la deuda pública, señala México ¿Cómo Vamos?
Redacción
18 marzo 2015 20:56 Última actualización 19 marzo 2015 7:19
Nuevo León

Nuevo León

MONTERREY.- En lo que va del sexenio de Medina de la Cruz los dos principales focos rojos que se han levantado en Nuevo León han sido la baja generación de empleo y el alto crecimiento de la deuda pública, muestra México ¿Cómo Vamos?
(www.MexicoComoVamos.mx ) de acuerdo a sus datos históricos del semáforo económico del estado (www.NuevoLeonComoVamos.mx ).

El mayor problema que enfrenta el estado es su baja generación de empleo formal. Para emplear a los jóvenes que se incorporan a la población económicamente activa, Nuevo León tendría que generar 95 mil empleos, sin embargo de 2010 a 2014 sólo se han podido generar un poco más de la mitad de ellos (52 mil), dejando al resto de los jóvenes en la informalidad o en el desempleo.

También preocupante son los aumentos de la deuda pública. En el último sexenio la deuda pasó de ser 3.2% del PIB de Nuevo León a ser 4.9%, lo que coloca a la entidad como el quinto estado más endeudado del país, sólo superado por Nayarit, Coahuila, Chiapas, Quintana Roo y Chihuahua. De hecho, de acuerdo a datos de la organización “Cómo Vamos Nuevo León” (http://www.comovamosnl.org/), actualmente cada habitante de Nuevo León debe 10 mil pesos por concepto de deuda, lo que representa 140% más que en la administración previa y 218% más que en la administración 1997 -2003. Así, el saldo de la deuda representa el 78% del presupuesto total de 2014 sin contar pagos adicionales no contabilizados como deuda correspondientes a obras como la Línea 2 del metro.

Aún así, no todos los indicadores económicos han sido negativos durante el periodo evaluado. Entre los indicadores que más mejoraron se encuentran reducciones en el robo de auto, la informalidad y la desigualdad de ingresos. En Nuevo León sólo el 35.7% de los trabajadores son informales, comparados con 52.8% a nivel nacional. El robo de auto pasó de ser 292 por cada 100 mil habitantes en 2009 a sólo 60 en 2014, una reducción de -79.5%. La desigualdad medida como el índice Gini de ingresos también cayó por debajo del promedio nacional (0.39) a sólo 0.37.

Finalmente, vale la pena destacar que la productividad de Nuevo León también ha aumentado, pero no tanto como la de otros estados. De hecho, Nuevo León cayó de ser el tercer estado más productivo en 2010 a ser el cuarto en 2014, superado por Tabasco.