Monterrey

Pretende el GLPRI bajar plazo que tiene el Ejecutivo para vetar leyes

Buscan agilizar la publicación de leyes y reformas emanadas del Congreso del Estado.
Juan Antonio Lara
jlara@elfinanciero.com.mx
21 junio 2017 17:49 Última actualización 21 junio 2017 17:49
Iniciativa. Marco Antonio González, Coordinador legislativo del PRI en el Congreso del Estado.

Iniciativa. Marco Antonio González, Coordinador legislativo del PRI en el Congreso del Estado.

El Grupo Legislativo del PRI en el Congreso local presentó una iniciativa para reducir los días que el Ejecutivo estatal tiene para vetar leyes o reformas y publicarlas en el Periódico Oficial de Nuevo León.

Marco Antonio González, Coordinador del GLPRI, dijo que con esto se busca regular y reducir los plazos con los que cuenta el Ejecutivo para la publicación de leyes y reformas emanadas del Congreso del Estado.

Con esta iniciativa, se establecen plazos más breves para que el Ejecutivo publique lo que expida el Poder Legislativo, donde actualmente se cuenta con 30 días, por lo que se reducirían a 20 días, y cuando se trate de reformas constitucionales, el Ejecutivo deberá publicarlas en cinco días como máximo

“Estamos presentando una Reforma Constitucional para regular la publicación de leyes y reformas, se busca modernizar una de las etapas del proceso legislativo como lo es la publicación, ya que con esta medida, lo que se hace es establecer plazos más breves para que el Ejecutivo publique lo que expedimos como Poder Legislativo”, indicó el diputado priista.

El Coordinador tricolor manifestó que esta iniciativa obedece a que el Ejecutivo ha retrasado la publicación de algunas reformas o leyes importantes, como lo es el caso de la electoral, por lo que se busca que no vuelva a pasar.

“Esta iniciativa es para evitar que no vuela a pasar como ya todos saben, que el Ejecutivo retrasó la publicación de la reforma electoral y esa situación no volverá a repetir, con esto no le estamos quitando el derecho a veto al Ejecutivo, la meta es proteger la función legislativa de posibles intereses políticos para retrasar determinada legislación”, explicó.

Esta reforma plantea que en casos de urgencia, el Congreso podrá reducir hasta en 48 horas el plazo 10 días que tiene el Ejecutivo para hacer observaciones y evitar que una situación de tiempos pongan en riesgo temas importantes como la Reforma Electoral o el Sistema Estatal Anticorrupción.

“En todo momento se respetan las facultades del Ejecutivo para contribuir en el proceso legislativo en reformas que no sean de rango constitucional”, manifestó el legislador.

Enfatizó que el Ejecutivo ya no podrá retrasar los trabajos del Congreso del Estado en asuntos para los que no tiene competencia.

Agregó que la presente reforma sigue el ejemplo del Congreso de la Unión y las Constituciones de Sonora, Coahuila, Veracruz, Durango, Baja California y Jalisco establecen reglas similares a las que se proponen en esta iniciativa.