Para el siguiente nivel
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Para el siguiente nivel

COMPARTIR

···

Para el siguiente nivel

El tema principal será si es que el candidato favorecido con el voto, lleve a México al próximo nivel.

Opinión MTY WIKI-LITICO Miguel Moreno Tripp
02/07/2018
Placeholder block
Miguel Moreno TrippFuente: Cortesía

Para el momento que lea esto, seguramente ya sabremos quien fue elegido Presidente de México por los próximos seis años (esperemos que no más y que si no es quien esperaban, no salgan ni demonios, ni tigres (¿no que muy demócratas?).

El tema principal será si es que el candidato favorecido con el voto, lleve a México al siguiente nivel. Esto no solo es necesario, sino que es de justicia elemental que quien se aventó al ruedo, no lo haya hecho solo por protagonismo, ambición u otros motivos.

¿Qué representa el siguiente nivel? Por una parte, ciertamente es acabar con la corrupción, ese cáncer que carcome a la sociedad y lo más importante, el futuro del país. Por otra parte, está el acabar con la violencia, aunque dudo mucho que baste con buenos deseos, pero tampoco con armas, si la lucha es de un solo lado de la frontera.

Pero esas son condiciones sine-qua-non, “sin las cuales no”, es decir, son condiciones necesarias más no suficientes para el desarrollo del país. Piense Ud. que no tuviéramos corrupción o que estuviera en niveles “manejables” (si es que se puede pensar en algo así). También pensemos en que no hubiera tanta violencia. ¿Con eso es suficiente? No.

¿Qué más se necesita? Para muchos países aplica la necesidad de tener reformas estructurales que permitan a la sociedad, a los emprendedores, a los empresarios hacer algo que les sale bien, cuando se alinean las estrellas: crear empleo. Aquí las hicimos y es un trabajo en progreso. Aun cuando las firmaron todos los partidos, algunos vivales jalaron agua a su molino haciéndole creer al que se la cree, que son malas para el país y que la culpa es del Presidente actual.

Necesitamos que la educación sea de calidad, no solo en cantidad. Nada nuevo ¿verdad? Desafortunadamente no es nada nuevo que algunos les hayan dado un “vuelve a la vida”.

Más desarrollo tecnológico. Se necesita pasar en el no tan largo plazo de “Hecho en México” a “Diseñado en México” ¿El nuevo traerá esa mentalidad?

Inclusión. Ciertamente, pero también una mentalidad competitiva tanto a nivel de país como individual. No es un tema de “sentirnos ganadores”, es más bien de prepararnos para competir con las grandes ligas. No son “ganas” ni buenos deseos, es un tema de preparación. De nuevo ¿complacencia o preparación?

Salud. Claro, un país con enfermedades no puede salir adelante. Pero de nuevo, no es nada más quejarse del IMSS (cuyo servicio sí deja que desear) sino de prevención con buena alimentación, deporte, etc. Sí tienen razón con lo de “más vale prevenir”.

En fin, la lista no es muy larga. No es rocket science, no es tampoco un tema de fe en tal o cual candidato. Es un tema de capacidad, compromiso y preparación. Ojalá hayamos escogido bien y no haya un rechinar de dientes por arrepentimientos en el futuro. El tiempo tiene la última palabra.

El autor es Doctor en Finanzas por la Universidad de Tulane; cuenta con la Maestría en Alta Dirección de Empresas, en el IPADE. Se desempeñó como Director General de entidades del área Internacional en Santander Serfin. Es Director del programa OneMBA.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.