Monterrey

Oxxo en Texas, para aprender sobre hispanos: analistas

La estrategia comercial de Oxxo en Estados Unidos tendría que ser muy ad hoc hacia las preferencias del consumidor, con una oferta muy “tropicalizada”, para que efectivamente este formato sea ganador a largo plazo, comentaron expertos.
Sonia Coronado
22 abril 2014 23:51 Última actualización 23 abril 2014 5:0
[Oxxo es la principal cadena del sector en México seguida de Seven Eleven con 1,650 y Extra que cuenta con 992 sucursales. Bloomberg] 

La ventaja de Oxxo es el conocimiento de marca. (Bloomberg)

MONTERREY.- La tienda que busca “probar el concepto de Oxxo”, en la localidad de Eagle Pass en Texas, sólo buscaría conocer y aprender sobre la dinámica del consumidor hispanoamericano que vive en la frontera entre Estados Unidos y México, señalaron analistas a El Financiero.

“Es una forma en donde eventualmente la empresa puede aprender sobre la dinámica de consumo en Estados Unidos, particularmente en su mercado objetivo que naturalmente seria el consumidor de origen mexicano”, dijo Marco Montañez Torres, analista Vector Casa de Bolsa.
Señaló que en el caso darse, una eventual expansión de la cadena Oxxo en ese país, podría ocurrir en plazo de cinco años, “siempre y cuando la prueba que hagan en Eagle Pass, sea exitosa.

La estrategia comercial de Oxxo en Estados Unidos tendría que ser muy ad hoc hacia las preferencias del consumidor, con una oferta muy “tropicalizada”, para que efectivamente este formato sea ganador a largo plazo”, dijo.

Al ser cuestionado sobre si la cadena podría correr con la misma suerte que Famsa o Gigante, que tras una expansión agresiva en ese mercado, debió cerrar varias de sus tiendas, el especialista señaló que la mueblería, fue afectada por la crisis hipotecaria que imperó en ese país, en el año 2008.

Femsa Comercio declaró que, la tienda de Eagle Pass en Texas, “sólo es una prueba de concepto, sin embargo no puede tomarse como piloto, y no significa ningún plan de expansión a ese país”.

De acuerdo con el documento que publica cada año FEMSA, y que envía a la Bolsa Mexicana de Valores, conocido entre el público inversionista como 20-F, su unidad de negocio, FEMSA Comercio, ha elaborado una estrategia que le permite identificar las ubicaciones óptimas para sus locales, el formato de los mismos y la línea de productos apropiada.

“El modelo utiliza datos demográficos específicos del lugar y la experiencia de FEMSA Comercio en ubicaciones similares para lograr una mejor definición del formato del local y los productos comercializados enfocados hacia el mercado-objetivo”, explica la empresa.

Detalla que la segmentación de mercados se está convirtiendo en una herramienta estratégica importante que gradualmente permitirá a FEMSA Comercio mejorar la eficiencia operativa de cada ubicación y la rentabilidad general de la cadena.

Por su parte, Carlos Hermosillo Bernal, analista de Actinver, dijo que “a pesar de que el mercado americano es mucho más competido, Oxxo tiene una gran ventaja, por su conocimiento de marca, en las zonas donde la población tiene una carga importante de mexicanos”.

Al cierre del 2013, el mercado de tiendas de conveniencia en México estaba conformado por Oxxo con 11,721 unidades, seguido de 7 Eleven con 1,601; Extra 1,038; y Super City y Círculo K con 380, en conjunto.
Cabe destacar que en febrero pasado Grupo Modelo anunció la venta de sus tiendas de conveniencia Extra, a Círculo K que tiene 150 unidades y 36 franquicias, en Nuevo León, Ciudad de México, Estado de México, Puebla, Baja California y Sonora.