Monterrey

Oportunidad verde y dorada

OPINION.  Aprovechar la competitividad que les da a nuestras exportaciones la depreciación de nuestra moneda en dólares.
NEGOCIOS SEGUROS
MARCO
A. TORRES
13 enero 2016 10:19 Última actualización 13 enero 2016 10:39
Dólar vs peso ajedrez Quintana

Dólar vs peso ajedrez Quintana

En este amanecer de 2016, el mundo de los negocios del Norte de México se enfrenta a un escenario retador e inusitado.

Retador porque la inestabilidad de los mercados globales, impactados por la crisis china , la caída en espiral de los precios petroleros y la devaluación de las monedas del mundo frente al dólar estadounidense representan desafíos, cuyas acciones y soluciones no están al alcance de los empresarios ni del gobierno mexicano controlar.

Inusitado porque, por primera vez en la historia del país, la fuerte devaluación de nuestro peso frente al dólar no sólo no ha provocado un disparamiento de la inflación, como ha sido el caso en los últimos 40 años, sino que ha coincidido con la inflación más baja de la que se tengan registros.

Así, se presenta una oportunidad sin precedentes, dorada, para la economía de nosotros los mexicanos:
Aprovechar la competitividad que les da a nuestras exportaciones la depreciación de nuestra moneda en dólares, los billetes verdes, sin que esta ventaja termine esfumándose por una alta tasa de inflación, como nos ha ocurrido en otros momentos de nuestra historia.

Si a esta perspectiva le sumamos la baja en precios de los energéticos (combustibles y electricidad) que comienza a registrarse gracias a la privatización de esas industrias con la ya conocida Reforma Energética aprobada el año pasado, veremos una baja en costos de producción para todas nuestras industrias que harán aún más competitiva su estructura de costos.

Sólo nos faltaría para redondear esta oportunidad dorada mejorar las condiciones de seguridad y de transparencia del país, para lograr que la corrupción y la criminalidad no disparen los costos de fabricar en México.

En este renglón, la recientísima recaptura de Joaquín Guzmán Loera, y la apertura de investigaciones contra exgobernadores de corrupción legendaria dan indicios de que la sociedad ya está logrando que el gobierno le responda en estos renglones.

Suenan pues muy bien los motores de arranque de este año.
Esperemos que así sea, y pongamos de nuestra parte para que suceda.

* El autor es consultor en medios periodísticos, empresariales y de seguridad.


Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.