Monterrey

Nuevo León, el nuevo sueño americano

En el centro de Monterrey existe un ecosistema en el que la población migrante se ha convertido en el principal actor; en calles como Ocampo, Hidalgo, Padre Mier, Matamoros, Juan Ignacio Ramón albergan una diversidad de negocios que encuentran en dicha comunidad a sus principales clientes.
Daniel Anguiano
02 junio 2015 21:40 Última actualización 03 junio 2015 6:42
NL. Migrantes. (El Financiero)

De cada 100 migrantes que llegan a la entidad, 80 van a Estados Unidos. (El Financiero)

MONTERREY.- En el primer cuadro del centro de Monterrey existe un ecosistema en el que la población migrante se ha convertido en el principal actor de éste; en calles como Ocampo, Hidalgo, Padre Mier, Matamoros, Juan Ignacio Ramón albergan una diversidad de negocios que encuentran en dicha comunidad a sus principales clientes.

Aunque los datos del Instituto Nacional de Estadística, Geografía E Informática (INEGI) revelan que de cada 100 migrantes que llegan a Nuevo León, 80 están de paso hacia Estados Unidos; esta dinámica podría estar cambiando, dado que cada vez más personas consideran a Monterrey como su destino final.

“Hay que entender que cada vez más inmigrantes ya no consideran a Estados Unidos como su destino, sino que consideran que llegar a Monterrey es cumplir con el sueño americano”, explicó Katy Cavazos, activista y especialista en temas de migración.

Esto, añadió, es porque en la entidad encuentran oportunidades de empleo y desarrollo social que en sus regiones de origen no tienen, además que temen ser maltratados por las autoridades de Estados Unidos; y mencionó que este fenómeno ocurre tanto para migrantes nacionales como extranjeros.

En el caso de los nacionales, a su llegada se convierten en los clientes principales de comercios establecidos alrededores de los negocios mencionados, principalmente en aquellos donde encuentran alojamiento y alimentación.

De esta manera, hoteles como El Regio, Los Reyes, Fiesta Versalles, Misión y Hotel Monterrey, encuentran en los migrantes al 80 por ciento de sus huéspedes, lo mismo ocurre con los restaurantes y fondas de la zona.

De acuerdo al Inegi, Nuevo León es una de las entidades de la República que tiene un alto porcentaje de población nacida en otra entidad o país, con un 21.3 por ciento y señala que ocho de cada 10 personas nacidas en el extranjero, está conformado por las seis entidades fronterizas (Baja California, Chihuahua, Tamaulipas, Nuevo León, Sonora y Coahuila de Zaragoza).

Asimismo, señala que es la entidad con el porcentaje más alto de migrantes municipales al interior de la entidad federativa, con un 10.6 por ciento.

Sin embargo, las condiciones para los inmigrantes nacionales son opuestas a las de los extranjeros, explicó Cavazos, ya que los primeros tienen mayores posibilidades de hallar un empleo y establecerse en la región y son mejor tratados por las autoridades, añadió.

Por el contrario, añadió, un inmigrante extranjero es criminalizado tanto por la comunidad como por la autoridad, y aunque muchos de ellos consideran a la ciudad como un lugar donde establecerse, enfrenta condiciones adversas a la hora de buscar empleo y como alternativa se incorporan a la economía informal.