Monterrey

Municipio regio reestructura 1,795 mdp de pasivo bancario

La medida le significará a la tesorería ahorros por 500 millones de pesos.
Esther Herrera
eherrera@elfinanciero.com.mx
28 julio 2017 8:1 Última actualización 28 julio 2017 8:1
Ayuntamiento.  Actualmente unos 10 mil empleados componen la plantilla laboral. / Crédito

Ayuntamiento. Actualmente unos 10 mil empleados componen la plantilla laboral. / Crédito

El municipio de Monterrey reestructuró su deuda bancaria de mil 795 millones de pesos, trasladándola a 20 años y con un ahorro de 500 millones de pesos para el resto de la administración, señaló Antonio Fernando Martínez Beltrán, tesorero del ayuntamiento regiomontano.

Esta reestructuración permitió darle solidez a las finanzas municipales, además de superávits en el balance financiero.

El tesorero aseguró que la captación de ingresos se incrementó al primer semestre del año con una proyección a fin de año de 180 millones de pesos adicionales por concepto del impuesto predial.

Explicó que previo a la reestructuración se pagaba una tasa ponderada de 3.3 por ciento y ahora se redujo a 0.75 por ciento. “Esta tasa es mucho más competitiva que existe en el mercado”, subrayó Martínez Beltrán.

“Previo a la deuda el municipio tenía vencimientos en el 2019 con amortizaciones de 250 millones de pesos de manera incremental año con año. Ahora la deuda se fue a 20 años. Sino hubiéramos restructurado íbamos a terminar pagando 300 millones de pesos en amortizaciones ”, indicó el tesorero regiomontano.

Finanzas sanas
El tesorero comentó que dentro del programa “finanzas sanas” se priorizaron los rubros a fin de no recortar por recortar, afectando así la operación del municipio.

“En 25 millones de metros cuadrados que tiene de extensión el municipio regiomontano hay una cantidad de población que demanda servicios, entonces hay que priorizar el gasto para seguir atendiendo a la ciudadanía”.

Para Martínez Beltrán no es un asunto de recortar el gasto por hacerlo, por ello se enfocaron en fortalecer los ingresos.

“Cuando llegamos a la administración municipal nos encontramos con que había puros tikets para pagar, fue una sorpresa para nosotros (…) Nos topamos con 600 expedientes del impuesto sobre adquisición de inmuebles (ISAI) sin tramitar, un rubro que representa la segunda fuente de ingresos propios del municipio. En este momento ya tenemos cero rezagos en este gravamen”, indicó el tesorero.

También presumió que la deuda con proveedores es un asunto del pasado al quedar reducida e ir al día.

Al cierre del primer semestre la recaudación del ISAI asciende a 305 millones de pesos, un incremento del 26 en relación al mismo periodo del año anterior, pero proyectan a fin de año que se incrementará en un 50 por ciento la captación.

También en el mismo periodo la captación del impuesto predial fue de 927 millones de pesos, lo que significa un alza de 38 por ciento .