Monterrey

Las apuestas y el tipo de cambio

Opinión. Con estadística se demuestra lo que siente el mercado: que el tipo de cambio en el muy corto plazo está siendo determinado principalmente por las noticias del proceso electoral de Estados Unidos.
ENTORNO MACROECONÓMICO

GABRIELA SILLER
​gsiller@bancobase.com
20 octubre 2016 12:48 Última actualización 20 octubre 2016 12:49
Gabriela Siller

Gabriela Siller

En un sencillo modelo un estudiante de economía del Tec de MonterreyAlfredo Sandoval, calculó la relación entre las apuestas por las elecciones de Estados Unidos y el tipo de cambio. La variable dependiente es el tipo de cambio y las variables independientes complementarias son la probabilidad que los participantes asignan a Trump y a Clinton de ganar. El modelo se corrió sin intercepto y los coeficientes (o betas) resultantes son de 17.23 multiplicado por la probabilidad de que gane Clinton y 23.86 multiplicado por la probabilidad de que gane Trump.

La muestra toma en cuenta las apuestas del 1 de agosto hasta el
jueves 13 de octubre y fueron tomadas de la página “Election Betting
Odds”
de Maxim Lott y John Stossel.

El tipo de cambio es el interbancario a 48 hrs, promedio de venta
máximo y mínimo. El modelo tiene una alta bondad de ajuste, indicando
que casi la totalidad de los movimientos en el tipo de cambio son
explicados mediante las apuestas, lo cual resulta ser una sorpresa ya
que otros modelos que tratan de pronosticar el tipo de cambio mediante
fundamentales económicos (con una u otra teoría) no explican los movimientos del tipo de cambio al mismo grado.

Con este modelo se pronostica que si gana Clinton (es decir, una
probabilidad de 100 por ciento o 1 asignada en el modelo) el tipo de cambio podría bajar a 17.23, mientas que si gana Trump el tipo de cambio subiría 23.65 pesos. Por eso ahora que la probabilidad de que Trump gane ha bajado considerablemente, de acuerdo a la percepción de los participantes de apuestas, el tipo de cambio ha bajado también perforando la barrera psicológica de 19 pesos por dólar, ubicándose en un nivel mínimo de 18.79 pesos.

Así con estadística se demuestra lo que siente el mercado: que el tipo
de cambio en el muy corto plazo está siendo determinado principalmente por las noticias del proceso electoral de Estados Unidos. Sin embargo, en el largo plazo el tipo de cambio tiende a ajustarse de acuerdo a los fundamentales económicos del país. En
este sentido, es muy poco probable que, aunque gane Clinton, el tipo de
cambio baje hasta 17.23, ya que el déficit en cuenta corriente y la situación de la cuenta financiera de México, que ya ha observado una salida de capitales en el segundo trimestre del 2016, detendrían las apreciaciones.

Aún falta un tercer debate programado para hoy (ayer) . Con el primer debate el tipo de cambio se bajó 49 centavos, con el segundo bajó 43 centavos pero también coincidió con el hecho de que 60 republicanos de alto nivel retiraron el apoyo a Trump. Al 13 de octubre las apuestas apuntan una probabilidad de 85.7 por ciento a que gane Clinton.

* La autora es economista en Jefe de Grupo Financiero BASE y profesora de economía en el Tec de Monterrey.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.