Monterrey

Ignoran mexicanos repunte del dólar

Pese a la devalución del peso ante el dólar, muchos mexicanos todavía ven atractivo cruzar hacia Estados Unidos para efectuar sus compras, a una semana de que los pequeños regresen a clases.
Juan Antonio Lara/ Javier Amieva
16 agosto 2015 21:37 Última actualización 17 agosto 2015 5:0
MCALLEN. (Juan Antonio Lara)

Regios aprovechan ofertas de los últimos días de vacaciones durante el fin de semana en Laredo y McAllen.  (Juan Antonio Lara)

McALLEN.- A pesar de que el tipo de cambio en las últimas semanas se ha mantenido cerca de los 16.7 pesos por dólar, el consumidor mexicano, fundamentalmente el regio, todavía acude a hacer sus compras en la frontera por los ahorros que esto le puede significar.

Lo anterior de acuerdo con directivos de tiendas y Cámaras de Comercio de Laredo y McAllen, Texas, así como con regiomontanos que aprovecharon el penúltimo fin de semana de vacaciones de verano para realizar sus compras en estas ciudades de la frontera.

Para Alfonso Lozano, vecino del sector Contry, quien acudió de compras con sus hijos a McAllen, Texas, el pasado fin de semana, aún es atractivo viajar a la frontera pese a la devaluación del peso frente al dólar.

“Obviamente, a todo mundo le pega, pero ahora vienes más medido, buscas ofertas y vienes más selectivo”, expresó Lozano, entrevistado en la Plaza Mall de McAllen.

Agregó que muchos regiomontanos viajan a la frontera en plan de distracción o paseo, aprovechando que tienen familiares en esta frontera.

Un directivo de JC Penney comentó que cuando empezó a aumentar el dólar frente al peso comenzó a bajar la afluencia de compradores regios, pero en las dos últimas semanas volvieron nuevamente.

Steve Ahlenius, presidente de la Cámara de Comercio de McAllen, señaló que aún no existen cifras para evaluar el impacto de la devaluación, pero opinó que la economía mexicana mejorará.

“Estamos seguros que la economía de México mejorará por las inversiones extranjeras que están llegando y con ello se iguale el número de visitantes al termino del año, especialmente para la época navideña”; estimó.

El dirigente de los comerciantes de McAllen dijo que un turista que visita esta ciudad gasta alrededor de 800 dólares por viaje, aunque esto depende del lugar de donde proviene.

A su vez, Miguel Conchas, presidente de la Cámara de Comercio de Laredo, Texas, señaló que en esta ciudad el impacto del alza en el tipo de cambio peso-dólar en el comercio ha sido mínimo, dado que la zona ha crecido en oferta comercial.

“Es posible que el Centro de la Ciudad haya sufrido bajas por el tipo de comercio y mercado, pero un gran proyecto de remodelación y la construcción de un nuevo centro comercial está en construcción y esto revitaliza el comercio en esa zona también”, señaló Conchas.

A su vez, Fernando Laurel, empresario y operador de WachDepot, relojería en el centro de Laredo, consideró que no los ha impactado la devaluación del peso frente al dólar.

“La baja de compradores en el centro de Laredo es un proceso de años debido a los cambios en los formatos de comercio y no hemos visto un descenso en los últimos meses; creo que el dólar no nos ha afectado, todavía le conviene al turista mexicano efectuar sus compras en la frontera”, indicó Laurel.

Señalan que aunque el incentivo de los precios bajos de bienes de consumo diario no lo es todo, la reputación de marcas de renombre de carácter aspiracional, que en México se mantienen a precios altos, y los gadgets que aún no arriban al mercado mexicano, son algunos de los incentivos que ofrece la frontera.

Las tiendas de la frontera ofrecieron a los consumidores regios ofertas que iban desde el 10 hasta el 50 por ciento en ropa, calzado y otros productos.