Monterrey

México enfrenta un rezago en financiamiento a la IP

El portafolio de financiamiento enfocado a la micro, pequeña y mediana empresa sigue siendo bajo, reveló un estudio de la Cámara de la Industria de la Transformación de Nuevo León.
Juan Antonio Lara
28 octubre 2014 21:38 Última actualización 29 octubre 2014 5:0
Pan (Cuartoscuro)

Pan

MONTERREY.- Aunque los créditos de la Banca comercial a las micro, pequeñas y medianas empresas crecieron 40.3 por ciento del 2009 al 2014, México enfrenta un rezago en penetración de financiamiento como porcentaje del PIB.

De acuerdo a un análisis de la Cámara de la Industria de la Transformación de Nuevo León, Caintra NL, sobre las condiciones de financiamiento para MiPymes, éste representa apenas el 20.4 por ciento del PIB en México, mientras que en Latinoamérica representa el 45.3 por ciento y en Estados Unidos el 50.1 por ciento.

Mientras que en Nuevo León, el financiamiento a MiPymes por parte de la banca comercial es del 2.41 por ciento del PIB estatal, ubicándose en el quinto lugar a nivel nacional, detrás de Sinaloa, Distrito Federal, Colima y Jalisco.

Al presentar este reporte, Sergio Anguiano Ayala, director de Relaciones Institucionales de la Caintra, dijo que con la reforma financiera esperan un incremento en la derrama de créditos para el sector privado, aunque esto no se verá en un año sino a mediano plazo.
“Por todos los cambios que se están haciendo, el crédito debería tender a incrementarse. Nosotros esperaríamos tener porcentajes como los de Brasil o Chile, pero esto no lo lograremos en un año, seguramente va a ser un proceso más largo, pero la tendencia es positiva”, indicó.

Chile es el país con el mayor grado de penetración de financiamiento como porcentaje del PIB, con el 72.7 por ciento, y le sigue Brasil, con el 68.4 por ciento.

Para estimular el financiamiento hacia las empresas, la Caintra propuso acercar la actual oferta crediticia a las MiPymes a través de varios caminos.

Uno es facilitar esquemas de comunicación entre las empresas y la banca comercial, otro es ofrecer en un solo sitio de internet o manual, la totalidad de la oferta de financiamiento de la banca comercial y de desarrollo.

Y una tercera forma es generar un programa macro que ofrezca asesoría en términos de cumplimiento de requisitos de la banca comercial, así como de cultura financiera.

Además, el organismo propuso diversificar las opciones de financiamiento para las empresas como el capital semilla e inversionistas privados, entre otros.

En cuanto a la banca de desarrollo, principalmente Nacional Financiera, propuso duplicar la proporción de créditos que poseen algún respaldo de garantías.

Asimismo, incrementar los créditos de primer piso y otorgar directamente las garantías a las empresas, porque muchas veces esta información la desconoce el empresario.

“Aunque haya la posibilidad de una garantía Nafin, el banco no lo informa al empresario y muchas veces pide una garantía adicional”.
El estudio de la Caintra reveló que aún y que existen apoyos de Nafin, los empresarios recurren a créditos donde les solicitan alguna garantía.

De acuerdo a un sondeo realizado por este organismo entre 160 empresas, el 53.4 por ciento contestó que al momento de solicitar un crédito le pidieron alguna garantía.

“Estamos trabajando con el Centro Bancario de Nuevo León para que la banca comercial ponga en una plataforma todo lo que puede ofrecer a los empresarios de las MiPymes”.

Esto puede ser a través de un buscador donde un empresario pueda ver las mejores opciones de financiamiento en 30 minutos o una hora.