Monterrey

Fin patrio

Para el fin de semana: pozole, mole poblano, chiles en nogada, tamales lechón y cabrito. Los preparativos de las fiestas patrias son siempre preferidos en esta temporada del año y qué mejor manera de hacerla con amigos y botella de vino.
Héctor López
11 septiembre 2014 22:56 Última actualización 12 septiembre 2014 5:0
Pozole

Pozole

Para el fin de semana: pozole, mole poblano, chiles en nogada, tamales, lechón y cabrito. Los preparativos de las fiestas patrias son siempre preferidos en esta temporada del año y que mejor manera de hacerla con amigos y botella de vino en mano para dar el grito por nuestra Independencia. La mejor parte son las tortas recalentadas al siguiente día de cualquier guiso que quedó de la cena.

Nuestras comidas de celebración son fastuosas, con aires españoles por la herencia que dejaron en la gastronomía de México cuando la Conquista. Ellos fueron quienes trajeron ingredientes que ahora son parte de nuestro día a día.

Te dejo los 6 platillos más memorables para el fin de semana, que a todos enamoran:

1.- Empiezo por nuestro tan querido Lechón, sin él, no sabríamos con qué acompañar nuestros tacos de fideo seco. Hay muchas formas de prepararlo, pero la mejor, es rostizándolo en un horno o en un asador a fuego alto para que se caramelice la piel, y después a fuego lento para que se desbarate la carne cuando lo partas. Una salsa de chile pasilla con tequila (salsa borracha) siempre va bien. No olvides las tortillas de harina recién hechas.

2.- En honor al puchero Español, el Pozole Mexicano no se queda atrás. Se hace con el espinazo y la pierna del cerdo. He probado algunos que tienen manitas, que son una delicia a la hora de comértelas en tortilla. El mejor acompañante claro, es la cerveza, busca alguna pale ale. Si no eres fan, el vino rosado o espumoso funciona mejor.

3.-
Aunque ya casi termina la temporada de los famosos Chiles en Nogada, aún puedes hacerlos. Si no puedes darte la vuelta a Puebla este fin, hazlos en tu casa y acompáñalos con champaña. Algunos restaurantes clásicos en Monterrey lo siguen ofreciendo, pero si quieres ponerte a cocinar, ¡ve empezando a asar chiles desde un día antes!

4.- Un grande de nuestra cocina norestense, el Cabrito , mi preferido es en salsa. Pide a tu carnicero que lo parta en pedazos medianos para que sea más fácil a la hora de sellarlo en la olla. La salsa de chile del monte con limón y aceite en molcajete es un deleite con el platillo.

5.- Cada familia tiene la manera de hacer Mole, pero de las mejores recetas es el poblano. En éste encontramos las notas dulces, ahumadas y especiadas en el mismo plato. Acompáñalo con arroz rojo recién hecho y con un pollo rostizado. Nuevamente el vino espumoso blanco y los tintos potentes con tiempo en barrica como un Cabernet Sauvignon, un Shiraz Mexicanos funcionan con mole.

6.- El Tamal no falta nunca, aunque tengas una cena ya preparada, se vuelve el mejor acompañante de todo. Los clásicos norteños delgaditos y con una tirita de carne se disfrutan mucho. La salsa verde de chiles y tomatillo confitado en aceite y emulsionado le va muy bien. Si quieres probar algo diferente, el zacahuil, un tamal horneado gigante que se parte como lasaña y se rellena con carne de cerdo adobada con chiles guajillos y anchos, se vuelve bárbaro.

Finalmente, sabemos que los excesos son malos. Pero al mal tiempo, buena cara y si es con vino mejor.