Monterrey

¡Feliz Navidad!

OPINION. La Navidad representa muchos de los valores que como padre quiero inculcar a mis hijos, son días en los cuales lo más importante es la unión de la familia.
Rodolfo Gómez Acosta
23 diciembre 2015 9:40 Última actualización 23 diciembre 2015 9:55
Rodolfo Gómez Acosta

Rodolfo Gómez Acosta

Al igual que para muchas personas, para mi esta es una de las mejores épocas del año. La Navidad representa muchos de los valores que como padre quiero inculcar a mis hijos, son días en los cuales lo más importante es la unión de la familia. En nuestro país esta época se vuelve aún más emotiva por la gran cantidad de connacionales que trabajan en otros países, principalmente en Estados Unidos, y regresan a México para pasar estas fechas con sus familiares y amigos.

Para quienes son cristianos, la Navidad es una época muy importante de origen religioso, pero para quienes no siguen esta religión, la Navidad también cobra un significado importante porque simboliza el amor y la unión familiar. Los valores presentes en esta época van más allá de la religión que se practica, son días en los cuales cada persona se esfuerza por ser un mejor ser humano.

La Navidad es un evento muy importante para los mexicanos; sin embargo, si no nos preparamos con tiempo esta época del año puede tener aspectos negativos. Muchas personas tienen que viajar para pasar la noche del 24 con el resto de su familia y amigos, los aeropuertos y terminales de autobús están tan congestionados que es posible que el trayecto sea incómodo. Lo mismo pasa con las carreteras del país, aunque el gobierno se prepare para la gran afluencia de vehículos, el índice de accidentes puede subir en estos días del año.

Además, las compras de regalos y comida en las horas previas a Noche Buena pueden hacernos perder muchas horas del día.

El gran consumismo que se da durante todo el mes de diciembre hace que se incrementen considerablemente los ingresos por venta de bienes y servicios, los cuales muchas veces son adquiridos para ser pagados a plazo, sin considerar la carga financiera que pueden significar. Es importante que la navidad no se convierta en una deuda más para las familias mexicanos. Debemos recordar que el verdadero valor de la navidad no radica en la cantidad de regalos que seamos capaces de repartir en esta época del año, sino en la demostración de afecto que tengamos con las personas que nos rodean.

Diciembre es un mes para cerrar ciclos, analizar los logros que hemos tenido y replantear nuevas metas. Esta es una época en la cual intentamos olvidarnos de cualquier problema y tratamos de enfocar nuestra energía en disfrutar de la compañía de nuestros seres queridos. Lo verdaderamente importante de esta época no es el lugar en el que festejemos, sino las personas con las que podamos compartir un buen momento.

* EL autor es abogado por la Facultad Libre de Derecho de Monterrey y Maestro en Derecho Financiero Inter- nacional por Boston University. Su carrera profesional se ha enfocado al ámbito financiero y legal, ocupando puestos en diferentes entidades públicas.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.