Monterrey

Expone Turner ante Congreso invalidez del acuerdo con Kia

El secretario de Desarrollo Económico de Nuevo León, Fernando Turner Dávila, sostuvo un encuentro con diputados estatales para explicarles la solicitud de una renegociación con la armadora koreana Kia.
Sonia Coronado
08 diciembre 2015 21:42 Última actualización 09 diciembre 2015 5:0
Fernando Turner Dávila. (Sonia Coronado)

El funcionario señaló que incentivos se justificaron en un estudio del Tec de Monterrey bajo supuestos que no se cumplieron. (Sonia Coronado)

MONTERREY.- El gobierno estatal expuso a diputados del congreso local los motivos por los que solicita una renegociación con la armadora de autos Kia, entre los que destaca el compromiso de incentivos por hasta 27.8 por ciento de la intención de inversión, la falta de validez de un acuerdo firmado en el idioma inglés, donde la firma no tiene compromisos sólo el estado, todo basado en un estudio del Tecnológico de Monterrey.

Fernando Turner Dávila, secretario de Desarrollo Económico del estado, compareció ante la mesa de trabajo, donde explicó que dichas estimaciones se hicieron en un supuesto de que la armadora integrara a la proveeduría local.

“La argumentación de dichos incentivos consistió en un estudio que realizó en el Tecnológico de Monterrey. El estudio se basa en supuesto de una armadora de automóviles integrada con proveeduría local y consecuentemente supone una multiplicación de la inversión relativamente elevada, y sobre esa base se estimó que el valor de los incentivos, que consideraban adecuados para estimular dicha inversión”, explicó.

Añadió que, “esta empresa no consideró conveniente o factible basar su producción en proveeduría local, sino que decidió traer un considerable número de proveedores a Nuevo León con el apoyo del gobierno del estado y los incentivos”.

Turner Dávila detalló a los legisladores que “la administración pasada comprometió incentivos por hasta el 27.8 por ciento de la intención de inversión que manifestó KIA a realizar en un periodo de nueve años. El monto total estimado de esos incentivos con cifras actuales es de 11 mil 500 millones de pesos. Esta cantidad y proporciones evidentemente exceden con mucho las que marca la ley”.

Dijo que dichos beneficios también se aplicaron a las proveedoras de KIA, como si fueran empresas tractoras.

“Además de eso, en el estudio se plantearon incentivos para la empresa tractora, que es la que genera la multiplicación de las inversiones, la armadora en sí, y su derrama en la misma zona; mismos que se otorgaron a los proveedores, que no cumplen con esa condición”.

El funcionario estatal dijo que fue el Consejo de Inversiones quien autorizó lo incentivos de acuerdo con una solicitud de la Sedec de la anterior administración, “hasta por la cantidad de dos mil 587 millones de pesos, que estaban por debajo de los estimados por el Tecnológico de Monterrey pero que fueron excedidos con mucho en cuanto a los compromisos asumidos por el gobierno anterior, que como hemos dicho ascienden a 11 mil 500 millones de pesos”.

Turner presentó un comparativo del porcentaje de incentivos que otros estados dieron a las armadoras automotrices, donde el promedio ronda en el seis por ciento, por el total de la inversión comprometida.

Asimismo, reiteró el compromiso del gobierno actual para preparar las condiciones para una negociación adecuada para ambas partes y la armadora no sufra más demoras.