Monterrey

Entre Líneas

OPINIÓN. Dicen, que para que exista un acto de corrupción debe existir dos partes, el corrupto y el que se deja corromper.
(Redacción)
29 julio 2016 10:10 Última actualización 29 julio 2016 10:11
Corrupción. (ciudadanosenred.com.mx)

Corrupción. (ciudadanosenred.com.mx)

CORRUPCIÓN
Dicen que para que exista un acto de corrupción debe existir dos partes, el corrupto y el que se deja corromper.

Con el tema de la investigación que se hace por desvíos superiores a los 3 mil 600 millones de pesos de recursos públicos en erogaciones para entregar terrenos e incentivos para la instalación de una planta de KIA en Pesquería en contra del ex gobernador Rodrigo Medina y ex funcionarios de su gabinete, ahí presuntamente parecería estar la parte corrupta.

Sin embargo, mucha gente se hace algunas preguntas. ¿Acaso no falta la parte corrompida? ¿Sería esta parte la representada por la armadora KIA? ¿Habrían hecho un acuerdo el Gobierno de Nuevo León y KIA para que ninguno de sus directivos fuera citado?.

Qué conste, sólo son preguntas que se hacen los malpensados.

ACERO
Pese a las importaciones desleales de acero de China, Altos Hornos de México reportó buenos resultados en el segundo trimestre de este año.

Las ventas de acero en volumen se incrementaron en 15.4 por ciento en relación con el segundo trimestre del año anterior y las ventas totales sumaron 11 mil 889 mdp, 15.2 por ciento superior al registrado entre abril y junio de 2015.

En el trimestre se revirtió la pérdida de operación registrada el año anterior (1,346.8 millones de pesos en dicho trimestre) para obtener una utilidad de operación de 57.7 millones de pesos.

COBRONES
Así se les puede llamar a las autoridades del Municipio de Monterrey que contrataron a dos despachos de abogados para ir a cobrar a los ciudadanos multas de tránsito hasta sus domicilios.

De acuerdo con lo establecido en este contrato, los despachos obtendrán el 20 por ciento de los ingresos derivados de las gestiones de cobro.

Ojalá así fueran de eficientes para tener a la Ciudad libre de baches, con buen alumbrado público y otros servicios públicos.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.