El día en que tú naciste, nacieron todas las flores
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

El día en que tú naciste, nacieron todas las flores

COMPARTIR

···

El día en que tú naciste, nacieron todas las flores

AMLO dice que no desterrará a Meade y a Anaya una vez que llegue a ser Presidente. Eso es ser un dictador en proceso.

Opinión MTY Wiki-litico Miguel Moreno Tripp
28/05/2018
Placeholder block
Miguel Moreno TrippFuente: Cortesía

Hace unos cuantos días mi sobrina -Millennial de hueso colorado- cumplió años. En vez de las tradicionales felicitaciones y deseos de que se la pasara muy bien, le informe que, a pesar de lo que dice la canción, el día en que ella nació, no nacieron todas las flores. Ya existían desde antes. Hubo algo de desencanto, pero es la puritita verdad. Así ha sido mi manera de felicitarla de unos años para acá.

De acuerdo a análisis públicos, el grupo de los Millenials presenta en su intención de voto una abrumadora mayoría a favor de AMLO. Puede decirse que van a darle el triunfo. Sin llevar a cabo un análisis académico de causa efecto como Dios manda aparentemente, dado que buscan un cambio y el Sr. ofrece un “país alternativo” se pudiera concluir que por eso lo siguen.

El tema, según yo, es que quieren un cambio por el cambio mismo. Aparentemente es lo de hoy para ellos. No es que sea crítica y me hace sentido porque constantemente están bombardeados por buscar la disrupción. Tomemos como ejemplo a las exitosas empresas tecnológicas que han surgido precisamente a causa de la disrupción: Amazon está acabando con los malls. Twitter en buena medida evita intermediarios para hacer llegar el mensaje deseado sin intermediarios y sin necesidad de aclaraciones (se acuerda de “lo que quiso decir el Presidente fue que…”); probablemente el Presidente Trump sea el mandatario más conectado en tiempo real y directamente con sus seguidores en la historia de la humanidad. Snapchat divierte e informa (vea la cuenta de la NASA, está increíble) y así podríamos seguir, aunque francamente no se puede decir que hay un gran etcétera además de las ya mencionadas empresas.

Sin embargo, por cada AMAZON, Snapchat, etc. Hay una gran cantidad de startups que fracasaron. No me malinterprete, es algo muy deseable -al mismo tiempo gratificante y frustrante-, el hacerle al emprendedor.

El tema es México como país. ¿Se vale el cambio por el cambio en sí mismo? Y si nos equivocamos en el cambio, ¿qué? Un emprendedor tiene la posibilidad de emplearse en caso de que no resulte, -que no es que fracase- su idea. ¿Cómo a donde iríamos a pedir trabajo si no resulta el cambio en el caso de México? ¿No se vuelve frivolidad la pose de cambiar por cambiar?

El “cambio” que propone AMLO es una película que ya vimos. “Been there, done that” como dicen los americanos. Claro, los que ya le hemos dado unas cuantas vueltas al sol nos acordamos, pero los Millenials no estaban todavía inventariados como para saber lo que paso en esas desastrosas épocas.

Aparentemente algunos de ellos se han creído lo de que las flores de que nacieron el día que ellos nacieron. Antes de ellos, la nada. O lo que es lo mismo: si ignoramos la historia y nos la venden como algo novedosamente novedoso, se muerda el anzuelo. Disrupción siempre, frivolidad nunca.

PS. AMLO dice que no desterrará a Meade y a Anaya una vez que llegue a ser Presidente. Eso es ser un dictador en proceso. Al tiempo. Si a Peña Nieto se le hubiera ocurrido decir que desterraría a alguien, aunque fuera en broma, no se la acabaría.

El autor es Doctor en Finanzas por la Universidad de Tulane; cuenta con la Maestría en Alta Dirección de Empresas, en el IPADE. Se desempeñó como Director General de entidades del área Internacional en Santander Serfin. Es Director del programa OneMBA y tiene su Despacho asociado con Crowe Horwath para proporcionar asesoría en temas de Finanzas Corporativas.

Opine usted: morenotrip@gmail.com

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.