Monterrey

E-contabilidad `mata´ a imprentas tradicionales

Negocios que dependían de la impresión de facturas han desaparecido
DANIEL ANGUIANO
danguiano@elfinanciero.com.mx
22 enero 2016 8:53 Última actualización 22 enero 2016 9:15
Industrias de artes gráficas

IMPACTO. En 2015 se esperaba que la industria de las artes gráficas generara una producción con valor de 12 mil 200 mdp

Aunque la aplicación obligatoria de la contabilidad electrónica supone una evolución en la fiscalización a las empresas, su implementación coartó significativamente el desarrollo de otros negocios, como las imprentas tradicionales.

Estos negocios mantenían un fuerte porcentaje de sus ingresos a través de la impresión de facturas y comprobantes fiscales, algo que hoy en día es mínimamente requerido, explicó Lino Treviño, presidente de Cámara Nacional de la Industria de las Artes Gráficas en Nuevo León (Canagraf).

Añadió que otras empresas han tenido que sumarse a la ola tecnológica e implementar los servicios de software de facturación electrónica para mantenerse en el mercado.

“Había dos grandes rubros, uno que era el sector de formas continuas, que eran de medianas a grandes, esas desaparecieron totalmente o cambiaron de giro”, explicó Treviño.

De acuerdo a información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) estas empresas a nivel nacional generaban empleo para 182 mil 816 personas y representaban el 4.9 por ciento del total de la industria manufacturera.

Asimismo, señala que el 89 por ciento de los establecimientos dedicados a las artes gráficas están en la categoría de “micro empresa”, mismas que empleaban al 33 por ciento del personal ocupado, mientras que generaban un 12.8 por ciento de la producción bruta.

“La imprenta tradicional, se quedó sin ese renglón (impresión de facturas o formas continuas) y el 50 por ciento siguen vivos, pero con muy bajos niveles de operación”, explicó Treviño.

El Inegi señala que el 80 por ciento de estos negocios estaba enfocado a la impresión de formas continuas y generaban el 44.2 por ciento de la producción bruta.

Asimismo, comentó que las imprentas grandes, dedicadas al trabajo de etiquetas y empaques, mantiene un fuerte dinamismo. Estos negocios, según el Inegi, componen el 0.3 por ciento de los establecimientos de este giro.

Mientras que emplean a un 24 por ciento del personal y generan el 37.8 por ciento de la producción bruta.

“La imprenta comercial, que maneja la formita de oficina, en un 70 por ciento ha desaparecido a raíz de los nuevos procesos de papelería interna, pero sigue habiendo trabajo, solo que no hay las ganancias que había antes”, añadió el presidente de Canagraf.

Explicó que uno de los principales factores por los cuales esta industria ha tenido un impacto a raíz de nuevas tecnologías que sustituyen al papel, se debe a que las empresas del ramo no han sabido adaptarse.
“El gran problema de todos los negocios: es el cambio. La gente arriba de 50 años es muy difícil que cambie”, indicó.

Agregó que aquellos negocios que han sabido adaptarse han optado por otras modalidades dentro del giro, como la impresión digital o el gran formato, mismos que tienen una dinámica acelerada.

“Cumplimos cinco años ahora en diciembre de haberse lanzado la factura digital, y puedo decir que el 90 por ciento de las imprentas que se dedicaban a factura emigraron a impresión digital y en el sector de formas continuas hubo un 50 por ciento de desempleo.

“Si había 5 mil trabajadores a nivel nacional, quedaron la mitad. Ahí sí nos dio un fuerte golpe”, añadió.

MERCADO EN ASCENSO
Treviño explicó que dentro de la industria existen ciertos giros cuya dinámica tiene una demanda acelerada, como el de gran formato y el del papel de grado alimenticio.

“La industria gráfica tiene buen futuro, nos hemos tenido que diversificar, integrarnos más al sector alimenticio, por ejemplo, los pápeles térmicos. Eso abarca muchos kilos de papel, se habla de 2 mil 500 toneladas mensuales de papel térmico”, añadió.

Por otro lado, comentó que en marzo se celebrará en la ciudad la convención Mexigráfica, donde se integran las diversas áreas de la industria de las artes gráficas.