Monterrey

Dólar, el agridulce sabor de las regias

Nemak y Alpek son las más beneficiadas con la depreciación de la moneda mexicana, debido a sus niveles de ventas en el extranjero.
SONIA CORONADO
scoronado@elfinanciero.com.mx
27 enero 2016 9:0 Última actualización 27 enero 2016 9:11
dólar

dólar

La fortaleza del dólar frente al peso y otras monedas ha traído para algunos conglomerados regiomontanos un sabor agridulce en sus operaciones globales, tal es el caso de Cemex, Alfa y FEMSA.

La presión a la que se enfrenta Cemex con la fortaleza del dólar, afectará los volúmenes de la cementera, pues para sostener su rentabilidad en dólares ha tenido que incrementar los precios en los distintos mercados donde opera, dijo Alejandro Azar Wabi, analista de GBM.

Lo anterior se debe a que cementera busca obtener mayores ingresos para continuar pagando su deuda que asciende a poco más de 15 mil 500 millones de dólares, de la cual, el 83 por ciento está dólares.

“Como la empresa se ve afectada por este diferencial entre ingresos y pasivos dolarizados, lo que está haciendo es subir precios en pesos, euros y pesos colombianos, para mantener la rentabilidad de sus productos en dólares”, dijo el especialista.

Recordó que de septiembre a diciembre la cementera había incrementado entre un 15 y un 20 por ciento sus precios del cemento en moneda local, situación que está siendo aprovechada por sus competidores.

“Ellos, al estar subiendo precios para tratar de mantener la rentabilidad en dólares, les está afectando porque los otros competidores como Cementos Moctezuma, Cementos Fortaleza y Cementos Cruz Azul, no están subiendo los precios a los niveles en que Cemex lo está haciendo, por eso pierde volúmenes”, dijo.

Mencionó que pese a que la empresa no cuenta con vencimientos a corto plazo, los esfuerzos por mantener la rentabilidad le retrasa la obtención del grado de inversión al que aspira.

“El que se sigan depreciando las monedas hace que se queden con menos dinero o flujo efectivo para pagar esa deuda. Ellos siguen perdiendo dólares porque ocupan más pesos para pagar la misma cantidad de deuda en dólares, esto les alarga el periodo en el que quieren llegar a su grado de inversión”, dijo Azar Wabi.

El analista previó que la acción de Cemex, en la Bolsa Mexicana de Valores, continuará siendo castigada como consecuencia de su estrategia en precios.

ALFA, APOYADA POR AUTOMOTRIZ
Y PETROQUÍMICO

Por otro lado, Azar Wabi dijo que la depreciación del peso y la fortaleza del dólar benefician a otro tipo de compañías como las de Alfa, principalmente las del sector automotriz y petroquímico.

“Alfa, dentro de su estructura tiene cinco empresas, hay unas que se perjudican y unas otras que se benefician del tipo de cambio. La que es afectada es Sigma porque toda su materia prima la compra en dólares y la mayoría de sus ventas están en pesos”, mencionó.

Dijo que un efecto contrario tiene la moneda americana en Alfa, pues esta beneficia a la rentabilidad de Nemak y Alpek.

“El hecho de que las compañías petroquímica y automotriz están casi 90 por ciento dolarizada es el mayor beneficio para la holding. Los márgenes o la rentabilidad de estas empresas cuando se deprecia el peso suben, porque casi el 100 por ciento de sus productos están dolarizados y sus costos no lo están al cien por ciento”, explicó.

KOF TRANSFIERE IMPACTO
Por su parte Jerónimo Contreras, analista de GBM, dijo que en el caso de FEMSA consolidado, las afectaciones estarían por el lado de los ingresos del sector bebidas, Coca-Cola FEMSA, (KOF), ya que las monedas en los países donde opera, principalmente Brasil y Venezuela, han sufrido fuertes ajustes.

“KOF es bastante defensiva en este tema. Lo que hace la empresa es transferir totalmente la presión del tipo de cambio, si por ejemplo sube un 20 por ciento van a tratar de transferir toda esta presión al consumidor.

“Además la empresa tiene coberturas de sus materias primas en alrededor de 9 o 12 meses con anticipación, esto les da bastante flexibilidad para hacer su estrategia. No deberíamos de ver presión en cuanto al margen operativo o margen bruto de la empresa”, mencionó.

Añadió que “por el lado de costos, sus materias primas están dolarizadas, éstas representan un 18 por ciento de los costos totales de KOF, pero han tenido coberturas que le da la flexibilidad de reflejar esos aumentos de tipo de cambio a través de precios”.

Contreras explicó que la reducción en algunas materias primas como el Pet y el azúcar le han beneficiado para mitigar el efecto cambiario.