Crece corrupción en el 2017
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Crece corrupción en el 2017

COMPARTIR

···

Crece corrupción en el 2017

La inseguridad y delincuencia se mantuvo como el principal problema que preocupa a la población mexicana, con 73.7 por ciento.

Opinión MTY UNAL CESÁREO GÁMEZ
06/04/2018
Placeholder block
Cesáreo Gámez, es profesor de la Facultad de Economía de la UANL.Fuente: Cortesía

Durante 2017, la percepción de la corrupción se incrementó a 56.7 por ciento de la población mexicana, casi seis puntos más que la detectada en 2015 (50.9 por ciento). En Nuevo León, el 61.7 por ciento de la población mayor a 18 años consideró la corrupción como uno de los problemas relevantes que enfrenta la entidad, cifra superior al promedio nacional.

La inseguridad y delincuencia se mantuvo como el principal problema que preocupa a la población mexicana, con 73.7 por ciento. En el caso de Nuevo León, el 79.0 por ciento de la población adulta consideró la inseguridad como el principal problema del estado, cifra también superior al promedio nacional.

Lo anterior fue detectado en la última Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG) 2017, que ofrece información referente a la satisfacción con servicios públicos, así como las experiencias en la realización de pagos, trámites, solicitud de servicios públicos y otro tipo de contactos con autoridades que tuvo la población de 18 años y más, que reside en áreas urbanas de 100 mil habitantes y más durante 2017.

De acuerdo con la ENCIG, en Nuevo León las instituciones o personas más propensas a realizar actos de corrupción son los policías, en sus diferentes modalidades, lo que fue señalado por el 87.1 por ciento de los ciudadanos, los partidos políticos, con el 85.5 por ciento, el gobierno federal, con 81.3 por ciento y el gobierno estatal con el 80.7 por ciento de la población.

Por otro lado, las personas menos propensas a realizar actos de corrupción fueron los compañeros de trabajo, familiares y vecinos, aunque de cualquier manera registraron porcentajes cercanos a 20 puntos.

Uno de los problemas con la corrupción es que no se denuncia, lo que da lugar a que en la mayoría de los casos estos actos quedan impunes. A nivel nacional, el 82.6 por ciento de los afectados no denunció los actos relacionados con la corrupción, mientras que en Nuevo León el porcentaje de actos no denunciados ascendió al 84.1 por ciento de la población. Entre las razones para no denunciar los actos corruptos, se mencionó que es inútil, porque las autoridades no le dan seguimiento y que es una pérdida de tiempo.

El trámite con mayor porcentaje de experiencias de corrupción durante 2017 fue el contacto con autoridades de seguridad pública con 59.5 por ciento, seguido de los trámites relacionados con la propiedad con 30.7 por ciento.

La ENCIG calcula también los costos que representan los actos de corrupción en la economía del país. En 2017, el costo total a consecuencia de corrupción en la realización de pagos, trámites o solicitudes de servicios públicos y otros contactos con autoridades fue de siete mil 218 millones de pesos; lo que equivale a dos mil 273 pesos promedio por persona afectada.

La corrupción, la inseguridad y la impunidad son los tres “caballos negros” en el panorama actual de la economía mexicana y, de acuerdo a diferentes estimaciones, representa fuertes costos para los particulares, empresas y ciudadanos en general.

A pesar del discurso oficial que se ha mantenido en las últimas décadas por gobiernos de prácticamente todos los partidos políticos, las cifras muestran que estos fenómenos no solamente no han desaparecido, sino que se han incrementado.

Sin duda, estas son, o deberían ser, las primeras prioridades del, o los, próximos gobiernos y un combate medianamente exitoso en la erradicación de estos fenómenos indudablemente repercutiría en la inversión, la actividad económica, el funcionamiento de la economía y, finalmente en el bienestar de la población, que es el fin último de todo sistema económico.

Cae inversión productiva

La inversión productiva, o formación de capital en México disminuyó -2.4 por ciento durante el último trimestre de 2017, acumulando sí tres trimestres consecutivos con tasas negativas.

Lo anterior fue dado a conocer por el INEGI, en el informe sobre los resultados de la Oferta y Demanda Global de Bienes y Servicios, provenientes del Sistema de Cuentas Nacionales de México (SCNM).

El componente más dinámico de la demanda agregada en México durante 2017 fueron las exportaciones, con un crecimiento de 3.8 por ciento, seguida por el consumo privado, que creció 3.0 por ciento.

El autor es economista de la UANL, con Doctorado en la Escuelade Graduados de Administración y Dirección de Empresas (EGADE) del ITESM. Es profesor de la Facultad de Economía de la UANL y miembro del SNI-Conacyt.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.