¿Continuará la volatilidad?
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Continuará la volatilidad?

COMPARTIR

···

¿Continuará la volatilidad?

Independientemente de las decisiones que AMLO pueda tomar buenas o malas, lo que sí es un hecho es que recibe un país con grandes retos.

Opinión MTY LA POLÍTICA EN CIFRAS Pablo de la Peña Sánchez
06/11/2018
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.
Placeholder block
Pablo de la Peña Sánchez.Fuente: Cortesía

Después de la decisión anunciada por el Presidente electo de cancelar la construcción del nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad México, tanto empresarios como académicos y políticos a lo ancho y largo de nuestro país, nos preguntamos sobre el camino que tomará la nueva administración federal a partir del 01 de diciembre.

Algunos optimistas piensan que la cuarta transformación traerá todo lo bueno que hemos esperado desde que terminó la revolución, que habrá una mejor distribución de oportunidades que maquiavélicamente han sido reservadas para unos cuantos en el poder, y que se acabará la corrupción porque se pregonará con el ejemplo.

Por otro lado, los más pesimistas creen que la cuarta transformación será regresar precisamente a los inicios de la revolución, en donde el desorden y el caos será el ejemplo a seguir para que la transformación siga beneficiando a unos cuantos, precisamente en el poder.

Por su lado, los escépticos no reconocen que estos largos seis meses de transición serán la muestra de lo que vendrá en los siguientes seis años, pero tampoco creen que podrá haber una reconfiguración en el primer año de gobierno, que logre enfocar la visión de país hacia un desarrollo con equidad y sin perder la competitividad ante el mercado internacional.

El hecho es que el Presidente electo está tomando decisiones estratégicas para el país y aún le falta casi un mes para tomar protesta. Todo esto ha traído una clara volatilidad tanto en el mercado cambiario como en el bursátil. Vimos al peso caer a principios de semana superando los 20.50 pesos por dólares a la venta en casas de cambio, y el Índice de Precios y Cotizaciones llegó a perder hasta cinco por ciento del cierre del viernes 26 al punto más bajo en la semana que se registró en el cierre del martes 30 de octubre. Finalmente, el IPC cerró la semana con una pérdida del uno por ciento.

Independientemente de las decisiones que AMLO pueda tomar buenas o malas, lo que sí es un hecho es que recibe un país con grandes retos. La tasa de crecimiento en el IV trimestre de este año, será una de las más bajas para los periodos en que inauguramos una nueva administración federal. Cuando Fox tomó protesta, cerramos el año 2000 con una tasa de crecimiento del 3.6 por ciento, Calderón entró en el 2006 y cerramos el IV trimestre con 3.5 por ciento de crecimiento, y con Peña Nieto fue del 3.1 por ciento. Ahora la expectativa es que el crecimiento para el último trimestre del año sea sólo del 2.2 por ciento.

Por otro lado, los primeros trimestres del primer año de gobierno tampoco han sido tan alentadores. En el primer trimestre de Fox el PIB creció sólo 0.6 por ciento, con Calderón creció el dos por ciento y con Peña Nieto el 0.6 por ciento. Notablemente esos primeros trimestres del primero año de gobierno fueron los más bajos del resto del año. Lo cual nos haría pensar que podríamos tener buenas expectativas para el resto del 2019.

El Banco de México acaba de publicar los resultados de la encuesta que realiza a los especialistas en economía del sector privado, y los cinco principales factores que los especialistas consideran podrían obstaculizar el crecimiento de la economía mexicana son: Inseguridad, corrupción, falta de Estado de Derecho, incertidumbre de la política interna y la política del gasto público. A diferencia de otros meses, en esta encuesta los analistas nos advierten que el mayor reto está en las decisiones que la nueva administración pública federal tome o deje de tomar.

Claramente hay incertidumbre sobre el camino que tome el país en los siguientes años, y sin duda continuará la volatilidad hasta que el mercado, tanto nacional como internacional, no vean una clara definición del rumbo de la política económica del país.

El autor es Decano de la Región Norte de la Escuela de Ciencias Sociales y Gobierno, del Tec de Monterrey.

Opine usted: ppenia@itsem.mx

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.