Monterrey

China halla en Trump un amigo y el yuan baja frente a pares

Dado que el avance de la moneda china tras las presiones de Trump esta semana fue menor que el de la mayoría de los otros socios comerciales asiáticos, el principal pronosticador del yuan dice que caerá a un mínimo récord frente a una canasta de pares este año.
Paulina Munita
Bloomberg
17 abril 2017 10:51 Última actualización 17 abril 2017 17:35
La estrategia de debilidad del yuan parece estar dando sus frutos.(Bloomberg)

La estrategia de debilidad del yuan parece estar dando sus frutos.(Bloomberg)

Donald Trump se está convirtiendo en un sorprendente aliado para las autoridades monetarias de China.

La opinión del presidente de los Estados Unidos de que el dólar está demasiado fuerte y su decisión de no aplicar a China el rótulo de manipulador de divisas abonan la estrategia ya muy probada del país asiático: estabilidad frente al dólar y caídas frente a prácticamente todo lo demás.

Dado que el avance de la moneda china tras las presiones de Trump esta semana fue menor que el de la mayoría de los otros socios comerciales asiáticos, el principal pronosticador del yuan dice que caerá a un mínimo récord frente a una canasta de pares este año.

“Los comentarios de Trump dan a China una buena oportunidad para buscar un debilitamiento del yuan frente a sus pares, y la caída probablemente se acelerará si el dólar sigue cayendo”, dijo Xia Le, economista con sede en Hong Kong del Banco Bilbao Vizcaya Argentaria SA, el pronosticador más preciso del yuan según las clasificaciones de Bloomberg.

“Esto beneficiará a los exportadores chinos, siempre y cuando las autoridades mantengan la depreciación bajo control y eviten alterar la estabilidad financiera”, añadió el ejecutivo.

La vida se vuelve más fácil para la autoridad monetaria china cuando el dólar se debilita: quita gravitación a la preocupación por la devaluación y la fuga de capitales y proporciona margen de movimiento para depreciar el yuan frente a otros tipos de cambio.

El modelo está funcionando bien este año: la moneda china ha subido un 0.9 por ciento frente al dólar, mientras se debilita frente a todas las demás grandes monedas.

La disparidad se aceleró el jueves después de que Trump dijo que no rotulará a China de manipulador de moneda, desdiciéndose de una promesa central de su campaña. El yuan subió un 0.1 por ciento frente al dólar el jueves, menos que los avances del 1 por ciento de Corea del Sur y de 0.7 por ciento del dólar de Taiwán.

El índice CFETS RMB -que mide el yuan frente a los tipos de cambio de 24 socios comerciales- cayó un 0.2 por ciento el jueves y bajará otro 3,5 por ciento para fin de año, dijo Xia, de BBVA.

Si bien China dice que la cotización del yuan está determinada por el mercado, restringe los movimientos diarios a 2 por ciento por arriba o por debajo de una cotización de referencia diaria.

El Departamento del Tesoro se apresta a publicar una revisión semestral de las prácticas cambiarias de los socios comerciales de Estados Unidos.

La estrategia de debilidad del yuan contra los socios comerciales parece estar dando sus frutos hoy en día.

Las exportaciones de China el mes pasado experimentaron su mayor salto en dos años mientras la demanda global se mantenía. Las importaciones se moderaron después de una oleada estacional por las fiestas en febrero y el saldo de la balanza comercial aumentó.

“Va a ser muy fácil para el índice del yuan romper el anterior récord de baja”, dijo Tommy Ong, director gerente de tesorería y mercados de DBS Hong Kong Ltd.

“La corrección del yuan del lado ponderado por el comercio está lejos de haberse terminado, teniendo en cuenta lo mucho que la moneda se ha apreciado en los últimos años”.