BP, Shell y G500 son la nueva competencia de Oxxo en retail
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

BP, Shell y G500 son la nueva competencia de Oxxo en retail

COMPARTIR

···
Monterrey

BP, Shell y G500 son la nueva competencia de Oxxo en retail

Las tiendas de conveniencia rinden por su apego al consumo de impulso.

Sergio Meanasmeana@elfinanciero.com.mx
28/09/2017

A inicios de este mes Shell inauguró su primera gasolinera en México y con ella una tienda bajo el nombre de Shell Select.

La reforma energética abrió la competencia a la venta de combustible en el país con la llegada de nuevas marcas de estaciones -diferentes a Pemex-, que contemplan una agresiva expansión de gasolineras con tiendas de conveniencia adjuntas, lo que, de acuerdo con expertos, traerá una nueva competencia para Oxxo.

En los próximos cinco años BP, Shell y G500 abrirán alrededor de tres mil 125 gasolineras en el país con igual número de comercios de sus propias marcas. Con ello, no sólo competirán con Pemex, sino también con la división de retail de FEMSA, que dirige Daniel Alberto Rodríguez Cofré.

Actualmente Oxxo opera en México poco más de 15 mil 700 unidades, de las cuales unas dos mil 610 están en estaciones de combustible. Con eso, detenta alrededor del 82 por ciento del mercado de tiendas de conveniencia en el país.

Otras empresas con presencia relevante en el negocio son 7-Eleven con mil 878 unidades (alrededor de 10 por ciento) y Circulo K con mil 250 (7 por ciento), muchas de ellas también funcionan cerca de las gasolineras.

“Sí (los nuevos jugadores) son una competencia directa para Oxxo, no en el mercado residencial, pero sí de la proximidad en caminos, que es algo en lo que viene creciendo Oxxo”, dijo Carlos Hermosillo, analista de Actinver.

En esto coincidieron expertos de Vector y agregaron que será positivo al sumar a la oferta de valor o de productos.

En el último lustro Oxxo ha inaugurado un promedio de mil puntos de venta por año y sus planes consideran ese mismo ritmo hacia adelante.
Analistas estimaron que en el siguiente lustro puede alcanzar los 20 mil establecimientos en México y que las unidades de sus nuevos competidores (BP, Shell y G500) representarán alrededor de 16 por ciento de ese total.

“Al final de cuentas, lo importante es que el consumidor tenga opciones, me parece fantástico que los mexicanos tengan alternativas para elegir en gasolineras con la reforma energética, sucede lo mismo en tiendas de conveniencia”, dijo Alberto de la Fuente, director general de Shell, en entrevista con El Financiero.

Esta firma tiene planes para abrir un mínimo de una gasolinera por semana -podrían ser más-, además de adquirir unidades bajo el nombre de Pemex para convertirlas a su marca. En este proyecto invertirán mil millones de dólares.

De la Fuente indicó que para Shell es importante ofrecer el servicio más completo, lo que significa también sumar una marca propia de tiendas -Shell Select-, que ya opera en otras partes del mundo.

“Hay un objetivo global de la compañía, que hacia 2025 alrededor de 50 por ciento de las utilidades de una estación vengan de otras cosas además de la gasolina, las tiendas son un complemento ideal para la atracción de clientes”, agregó el ejecutivo.