Amortiguará obra privada la menor actividad del gobierno
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Amortiguará obra privada la menor actividad del gobierno

COMPARTIR

···
Monterrey

Amortiguará obra privada la menor actividad del gobierno

En el 2018, los empresarios llevarán mano en un año que se vislumbra difícil.

Esther Herreraeherrera@elfinanciero.com.mx
08/12/2017
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El repunte en la obra privada amortiguará la caída de un 47 por ciento en la obra del sector público para el 2018 en Nuevo León, por lo que constructores estiman que será un año muy complejo y atípico.

Víctor Salazar, director general del Clúster de Vivienda, comentó que generalmente en año electoral a Nuevo León le iba muy bien, pero ahora esto no ocurrirá.

“Tradicionalmente en cada cambio de sexenio a Nuevo León le iba muy bien, le llegaba mucha inversión por la parte federal, pero ahora no es así y esto está reflejado en el paquete fiscal que el Ejecutivo estatal envío al Congreso para su aprobación. Durante este año en curso fueron cinco mil 726 millones de pesos, pero para el 2018 son tres mil 23 millones de pesos en inversión de obra pública”, indicó el directivo.

Según estimaciones de desarrolladores de vivienda, en el 2018 invertirán una cifra similar a la de este año que fueron 25 mil millones de pesos y en desarrollos inmobiliarios en general que ya se edifican en Valle Oriente oscilará entre 15 a 20 mil millones de pesos.

Adicional a lo anterior, reportes de la firma Colliers International indicaron que están en proceso de construcción parques industriales cuyo inventario de unos 296 mil 567 metros cuadrados estarían agregándose durante el periodo 2018-2020, pero sin precisarse el monto total a invertir.

Sin embargo, los resultados hasta el momento son contrastantes, si se toma en cuenta que en los primeros nueve meses del año, el sector de la construcción en la entidad generó ingresos por 28 mil 467.5 millones de pesos, una baja de 2.0 por ciento con respecto al mismo lapso del año anterior, según datos del INEGI.

Para el director del Clúster de la Vivienda, la obra privada es la que ha estado subsanando la caída en la construcción del sector público, pero para el siguiente año el panorama resulta ser difícil para el estado, por primera vez se va a depender totalmente de la edificación privada.

De ahí, que Salazar exhortó a los gobiernos municipales y estatal para que redoblen esfuerzos para obtener mayores partidas presupuestales que impulsen la obra pública.

“En el 2018, los privados absorberá prácticamente la caída de la obra gubernamental, además de los empleos que se dejarán de generar. El 2018, es un año donde se reacomodará el mercado y se requerirá de un mayor apoyo de los gobiernos para facilitar la obra privada”, indicó.