Acuerdo comercial significa un retroceso
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Acuerdo comercial significa un retroceso

COMPARTIR

···

Acuerdo comercial significa un retroceso

Paradigma. Afectaría cambio de reglas de juego del comercio y el flujo de bienes.

Esther Herrera
03/09/2018
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El acuerdo de entendimiento comercial con Estados Unidos es un retroceso con respecto al TLCAN, dado que no ofrece certidumbre a la inversión extranjera, además de otorgar demasiado poder a los gobiernos para modificar en cualquier momento las reglas del comercio, y también dar poca libertad al mercado y el libre flujo de bienes y servicios.

Patrick Schaefer, director ejecutivo de The Hunt Institute for Global Competitiveness, comentó que cuando se firmó el TLCAN en 1994 fue muy innovador al establecerse el libre flujo del comercio, lo que dio certidumbre y protección al inversionista, ahora se está viendo un cambio en el paradigma.

“Estamos viendo un tratado con más trabas para el libre flujo de bienes y servicios, dado que se realizaron cambios importantes al capítulo 11 sobre controversias en materia de inversión, el capítulo 20 sobre disputas Estado-Estado.

“Quedan eliminados los derechos del capital, lo cual desalentará las inversiones, no sólo en la parte automotriz sino en sectores como energía y telecomunicaciones”, enfatizó el especialista que participó en el cuarto foro de capital privado, organizado por la Asociación Mexicana de Capital Privado.

Mencionó que estos cambios instrumentados en el acuerdo preliminar impactarán el desarrollo económico y el bienestar las comunidades de los estados y municipios del Norte de México y Sur de Estados Unidos, generando desempleo.

Por ejemplo en el caso de Nuevo León que es muy fuerte en lo automotriz, tendrá que hacer un cambio en sus cadenas de suministro en las inversiones que se regían en un esquema arancelario que no se sabe si continuará.

El directivo recomendó invertir más en aquellas comunidades menos favorecidas por el TLCAN en ambos países, pues estas zonas fueron las que pesaron en las pasadas elecciones tanto en México como en Estados Unidos.