Mis Finanzas

Reparadoras de crédito...
lo que debes saber

Si los pasivos te han ahorcado, puedes acudir a tu banco acreedor a reestructurar tu deuda o a entidades que ofrecen servicios de asesoría y que pueden ayudarte a negociar descuentos y quitas a cambio de una comisión. Considera que en los dos casos quedará una nota negativa en tu historial del buró de crédito.
Darinka Rodríguez
16 septiembre 2014 22:26 Última actualización 17 septiembre 2014 5:5
Reparadoras de crédito

Las reparadoras de deuda son una opción para liquidar tus pasivos. (Sabina Iglesias)

CIUDAD DE MÉXICO.- Eduardo dejó de pagar su tarjeta de crédito porque ya no alcanzaba a cubrir los montos mínimos. “Sacaba de un plástico para depositar a otro y los intereses me fueron comiendo”, dijo en consulta.

Como los despachos de cobranza lo tenían inquieto, decidió acudir a una reparadora de deuda y lleva nueve meses pagando, siguiendo un plan de ahorro y austeridad.

Los deudores que deseen liquidar sus pasivos pueden acudir al banco acreedor para reestructurar su deuda o a un intermediario que les ayude a conseguir un descuento o quita, así como asesoría para elaborar un plan de ahorro, a cambio de pagar una comisión. En ambos casos quedará un registro negativo en el buró de crédito, que implica que se le tratará como un sujeto de mayor riesgo, encareciendo la obtención de nuevos créditos.


“Se puede armar un plan de ahorro y hacer la negociación con el banco, sin pasar por la reparadora, pero si no quiere negociar, puede pagar la comisión correspondiente”, señaló Sofía Macías, experta en finanzas personales.

Por su parte, Juan Pablo Zorrilla, codirector de la reparadora de crédito Resuelve tu Deuda, explicó en entrevista que el promedio de sus clientes tiene un adeudo de 130 mil pesos repartidos entre tres y cuatro tarjetas y percibe un ingreso de entre 10 y 15 mil pesos.

Es decir, que tienen apalancado entre 10 y 15 veces su ingreso neto.
“El programa de la reparadora es un plan de ahorro; muchas personas creen que lo pueden hacer por sí mismos, igual que ir a un gimnasio en vez de correr en el parque, pero asistir a un servicio como este ayuda a lograr el objetivo más rápido y eficientemente”, dijo.

Expuso que en promedio los deudores demoran 24 meses en saldar sus pasivos.

Al finalizar el programa se entrega una carta finiquito, estado de cuenta en ceros o el reporte de buró de crédito con una leyenda que aclara que se ha liquidado con descuento o quita (clave 97), agregó.

“Cuando el cliente firma, se estipula en el contrato qué hacemos, cómo lo hacemos y cuánto cobramos por brindar este servicio y se da la garantía de liquidación; y si el acreedor pudiera hacer un cambio se negocia hasta que quede de manera correcta”.

SOLUCIONES 'MÁGICAS'

Evita que empresas estafadoras lo enganchen. Pedir dinero por adelantado, solicitar efectivo, hacer depósitos a una cuenta que no está a nombre del usuario o dar soluciones milagrosas como borrar el registro de buró de crédito, son algunos focos rojos que debes considerar.

TIPS

Evalúa la causa del endeudamiento. Antes de firmar, es importante que hagas un recuento de las causas por las que te endeudaste.

¿Reestructurar o reparar? Congelar tu deuda con el banco y diferirla a pagos puede ser una opción. En ambos casos quedará un registro negativo en tu historial crediticio.

No te dejes engañar. Si te piden un pago adelantado por ‘investigación’ puede tratarse de un fraude.

Antes de firmar. Lee bien el contrato y verifica si existe penalización por abandonar el plan y cuál es el cobro de las comisiones.