Mis Finanzas

¿Hasta cuándo podrás usar el Apple Pay
en México?

Hoy sale a la venta el nuevo iPhone 6 y iPhone 6 Plus en México. Sin embargo, una de las funcionalidades más notorias del nuevo aparato, el sistema de pagos móviles Apple Pay no podrá utilizarse aún en el país. De hecho, en Estados Unidos, sólo algunos retailers están afiliados a la fecha a este sistema.
Darinka Rodríguez
30 octubre 2014 23:33 Última actualización 31 octubre 2014 5:5
iPhone6

Hasta después del segundo semestre de 2015 podrás usar la tecnología vinculada con Apple Pay en tu iPhone 6 y iPhone 6 Plus. (Alejandro Gómez)

CIUDAD DE MÉXICO.- Las funciones del nuevo iPhone 6 y iPhone 6 Plus de Apple no podrán utilizarse en su totalidad en México, pues pese a que el smartphone se venderá a partir hoy a un costo superior a 10 mil pesos, el sistema de pagos Apple Pay tendrá una capacidad de uso nula en el país.

Sin embargo, Danilo Ochoa, gerente de Ventas de Banca electrónica y comercio electrónico de Gemalto, estimó que después del segundo semestre de 2015 se podrá hacer uso en México de la tecnología NFC (Near Field Communications) aplicada a Apple Pay.

“Hay un esfuerzo que deberá existir por parte del sector financiero para habilitar los puntos de venta que hay en el mercado para poder usar el NFC; Banamex es de los primeros bancos que ha comenzado a trabajar con este tipo de tecnología y si bien la mayoría está preparada, se necesita lanzar la estrategia, la cual tomará algo de tiempo”, expuso en entrevista con El Financiero.


Otras posturas, sin embargo, son más conservadoras.
Tania Alanís, gerente de productos financieros de PRAXIS, indicó que el tiempo que tarde la tecnología en llegar a México podría reducirse dependiendo del enfoque global, el cual influye en el comportamiento del mercado, de las empresas y la economía.

“Considerando las regulaciones bancarias y los cambios en el mercado financiero, la llegada de la tecnología NFC a México podría revolucionar el mercado mexicano en los próximos 2 ó 3 años, brindando un sistema de pago moderno que ofrezca comodidad y seguridad a los usuarios al efectuar transacciones con tarjetas en establecimientos que cuenten con la tecnología de cobro necesaria”, comentó.

Fabio Irino, director de estrategia de tecnología de Accenture, apuntó por su parte que los pagos móviles son el futuro. Aunque, dada la posibilidad de mejora, previó que en dos o tres años los pagos con NFC como Apple Pay sean una realidad.

“Para el grupo del milenio que tiene una predisposición a adoptar tecnologías, las familias y personas de mayor renta de las clases A y B, así como las empresas que tienen un ADN de innovación”, dijo.

LOS PRIMEROS EN LA ADOPCIÓN

A partir de este mes, los usuarios de los nuevos iPhone en Estados Unidos podrán utilizar este servicio de pago en negocios como Disney, McDonald’s y Starbucks; en tanto que, American Express, Bank of America, Capital One Bank, Chase, Citi y Wells Fargo son las primeras entidades financieras que aceptan pagos mediante la tecnología NFC.

Irino señaló que Latinoamérica suele ser una región con contrastes, pero que en países como México, Brasil, Chile y Colombia se tienen avances relevantes en la adopción de los pagos móviles.

“Los retailers y las grandes cadenas tienen una agenda muy avanzada como Best Buy y Wal-Mart; tiendas de ese corte serán las primeras en adoptar esta tecnología en la región”, dijo. No obstante, para dejar de lado las tarjetas de crédito y comenzar a pagar con un iPhone en México, aún faltan muchos años.

De acuerdo con estimaciones de Accenture, se estima que será después de 2020 cuando en Estados Unidos el crecimiento en penetración de pagos móviles se acerque al número de plásticos, por lo que en México y Latinoamérica podría demorar varios años más.

En tanto, Ochoa aseguró que Brasil y Chile son dos países que ya están preparados para este tipo de tecnología y que México es actualmente uno de los pilares en la adopción de pagos móviles.

“Los bancos ya sienten confianza suficiente para poder migrar a las tecnologías y se empezarán a habilitar los puntos de venta en los establecimientos para que se acepten los pagos”, apuntó.
Para tener acceso a la tecnología contact-less se necesita tener un dispositivo móvil (smartphone o reloj inteligente) y el comercio deberá contar con un lector habilitado.

Según los especialistas, la tecnología podría usarse también para pagar servicios o el transporte público, pero en el mediano plazo.