Jack Ma volverá a su 'primer amor' cuando deje Alibaba
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Jack Ma volverá a su 'primer amor' cuando deje Alibaba

COMPARTIR

···

Jack Ma volverá a su 'primer amor' cuando deje Alibaba

El millonario anunció que dejará la compañía que fundó y ayudó a que se convirtiera en la más valiosa de Asia, para volver a su primer amor: la educación.

Bloomberg Lulu Yilun Chen
09/09/2018
Actualización 09/09/2018 - 22:54
Jack Ma
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Jack Ma ya tiene planeado lo que hará después de dejar Alibaba Group Holding, el negocio que cofundó y convirtió en la compañía más valiosa de Asia.

El fundador y presidente de Alibaba, Jack Ma, anunció este domingo que dejará su cargo al frente de la empresa el 10 de septiembre de 2019.

El hombre más rico de China explicó en una entrevista con Bloomberg TV este viernes, antes de darse a conocer su salida, que planea cambiar su enfoque a la educación y volver a la enseñanza, su primer amor antes de comenzar su imperio de e-commerce. Ha creado una fundación con su propio nombre, modelada, en parte, por los esfuerzos del cofundador de Microsoft y multimillonario Bill Gates.

Ma, que cumplirá 54 años este lunes, ya había comenzado a repartir responsabilidades dentro de la compañía desde hace años, renunciando al cargo de director ejecutivo en 2013. Aún así, se había mantenido como presidente ejecutivo y continuó ejerciendo una gran influencia dentro de la compañía.

Durante ese tiempo, Ma fue el rostro público de la firma, mientras que Daniel Zhang se desempeñó como CEO, con el apoyo de una nueva generación en la administración. Ahora Ma será sustituido por Daniel Zhang.

"Dejar ir a Jack no afectará demasiado a la compañía porque hace tiempo que no atiende las actividades diarias y Daniel Zhang ha asumido la mayoría de las responsabilidades administrativas", dijo Steven Zhu, analista de Pacific Epoch.

Alibaba, ahora valorada en más de 400 mil millones de dólares, se ha expandido mucho más allá de su enfoque original en el comercio electrónico a la computación en la nube, los pagos digitales y la inversión en las nuevas empresas de China. La partida de Ma es un reflejo de su confianza en la gestión actual, que está controlada por 36 socios, incluido Zhang.

"Tengo plena confianza en mi equipo y en la estructura de socios, que a muchos inversores no les gusta", dijo Ma en su entrevista con Bloomberg. "Creo que algún día, y pronto, volveré a enseñar. Esto es algo que creo que puedo hacer mucho mejor que ser CEO de Alibaba ", añadió.

Ma dijo que se ve a sí mismo como un ejecutivo accidental. Fue profesor de inglés antes de ingresar al mundo de los negocios con la fundación de Alibaba hace casi 20 años. Ahora tiene una fortuna de más de 40 mil millones de dólares, de acuerdo con el Bloomberg Billionaires Index. No indicó si donaría su dinero o lo pondría en un fideicomiso como lo han hecho otros multimillonarios.

"He preparado la Fundación Jack Ma. Todas estas cosas las he estado preparando durante 10 años", dijo. "Hay muchas cosas que puedo aprender de Bill Gates. Nunca podré ser tan rico, pero una cosa que puedo hacer mejor es retirarme antes", agregó.

Ma nació en septiembre de 1964, sus padres son contadores de cuentos tradicionales chinos en Hangzhou, una antigua capital que se ha convertido en un centro global de alta tecnología y bastión de la iniciativa empresarial, debido, en parte, a Alibaba. Emprendió Alibaba.com en 1999 como un mercado de empresa a empresa, y respaldado con sólo 60 mil dólares de 18 cofundadores.

Con ofertas inteligentes y una inversión de SoftBank Group, ahora se ha transformado en un gigante que puede hacer o deshacer marcas. El año pasado, la compañía mandó un total de 55 millones de paquetes por día. La empresa también controla Ant Financial, la plataforma financiera en línea que ejecuta el mayor sistema de pagos móviles de China y un fondo en el mercado monetario. La compañía también tiene más de 870 millones de usuarios a través del sistema de pago Alipay y sus afiliados.

Además, cuenta uno de los equipos de administración más sólidos de la China corporativa.

"En el día a día, los accionistas de Alibaba probablemente tengan poco que temer", argumentó Brock Silvers, director gerente de Kaiyuan Capital.

Un enfoque en la educación no sorprendería a los entusiastas seguidores de Ma, quien ha hablado frecuentemente de lo importante que es para él y de algunas de sus deficiencias como estudiante, incluyendo sus dos fracasos con el examen de la universidad nacional de China.

"No me consideraban un buen estudiante pero mejoré, seguimos aprendiendo todo el tiempo. Así que quiero dedicar la mayor parte de mi tiempo a esto", dijo Ma.

Durante su tiempo como presidente de la compañía ayudó a guiar el crecimiento de la misma en China y en el extranjero, al tiempo que encabezó la oferta pública inicial de Alibaba en 2014, la más grande hasta la fecha. Ma también fue uno de los primeros líderes empresariales extranjeros en reunirse con Donald Trump después de su elección.

Además ha prosperado en ser el centro de atención, ya que se convirtió en un invitado muy solicitado para conferencias en todo el mundo, incluso mientras han aumentado las tensiones entre China y Estados Unidos, pero también ha dicho que no está contento de ser la persona más rica de China, donde las grandes fortunas personales han surgido en los últimos años, pero están sujetas a un intenso escrutinio.

Como alguien que se ha reunido con los líderes de las dos economías más grandes del mundo, Ma ve su futura filantropía como una forma de cerrar la brecha entre ellas.

"Una cosa que tenemos en común la gente de China y América es el corazón del amor y el respeto", dijo Ma. "Este es un lenguaje común que tenemos. La primera revolución tecnológica causó la Primera Guerra Mundial, la segunda provocó la Segunda Guerra Mundial, ahora que somos una tercera revolución, ¿qué va a pasar? Debería ser una guerra contra la pobreza, la enfermedad, etcétera", argumentó.

Con la salida de Ma de la empresa que fundó en un apartamento de Hangzhou, esta seguiría siendo controlada por su estructura, lo que permite a un grupo de ejecutivos de Alibaba y afiliados decidir sobre las nominaciones de la Junta.

"Es el sistema en el que creo, al que he contribuido junto con mi equipo, y esto hará que la compañía dure mucho", dijo Ma.