Mercados

Wall Street dice adiós a volatilidad… por ahora

La caída actual en la volatilidad no implica que las bolsas de Estados Unidos no muestren señales de riesgo de una posible corrección en los siguientes meses, advierten especialistas.
Abraham González
27 abril 2017 21:39 Última actualización 28 abril 2017 5:0
Bolsas de valores de Europa

Bolsas de valores de Europa. (Bloomberg)

Reportes corporativos positivos, la revelación del plan fiscal de Trump y la mayor certeza sobre las negociaciones del TLCAN son los factores que durante esta semana han enviado la volatilidad en las bolsas de Wall Street al suelo, al menos momentáneamente, aseguran analistas.

El índice VIX, que también es conocido como el “índice del miedo”, tocó ayer un nuevo mínimo de casi dos años, de 10.67 puntos, a medida que los inversionistas han despejado las dudas sobre eventos clave. El Dow Jones, el S&P 500 y el Nasdaq, en tanto, coquetean con nuevos récords.

Hasta ahora, con un avance en la temporada de reportes trimestrales de poco más del 50 por ciento, las ventas muestran un crecimiento del 5.7 por ciento, mientras que las utilidades han tenido un repunte de 11.21 por ciento. Lo anterior significa un repunte en ambos rubros respecto a los trimestres previos, lo que ha dado apoyo a los principales índices bursátiles.

Respecto al plan fiscal de Trump, aunque no ofreció muchos detalles más de los que ya se conocían, al menos ofreció un panorama sobre el tipo de negociaciones que podrían darse en el Congreso, lo que también contribuyó a eliminar, por ahora, una fuente de nerviosismo.

“Esperamos un largo camino por delante para la legislación fiscal”, explicó en una nota Alec Phillips, economista en jefe de Goldman Sachs. “Aunque creemos que hay una buena probabilidad de que la propuesta se convierta en ley, puede haber pocas acciones concretas en los próximos meses que hagan reaccionar a los mercados”.

Por último, después de rumores y especulación en los últimos días, el presidente de Estados Unidos confirmó que negociará con México y Canadá los términos del TLCAN.

Las declaraciones surgen luego que se abriera la posibilidad de que Estados Unidos tomara una decisión unilateral de salir del tratado y que las bolsas reaccionaran de forma negativa.

“Desechar el TLC hubiera sido una idea desastrosa”, dijo en un comunicado el senador republicano por Nebraska Ben Sasse, quien fue crítico con Trump durante la campaña. “Hubiera afectado a familias americanas al salirse, y hubiera lastimado también a lso productores americanos tanto en el campo como en las oficinas”.

QUEDAN RIESGOS

La caída actual en la volatilidad no implica que las bolsas de Estados
Unidos no muestren señales de riesgo de una posible corrección en los siguientes meses, advierten especialistas.

Además de la impredecible política en la Casa Blanca, que podría disparar una venta de acciones en cualquier momento, existen indicadores como el MarketCap/PIB o el ratio Precio/Utilidad en las bolsas de Wall Street.

El inversionista Paul Tudor James advirtió la semana pasada que no hay forma de que la relación entre el valor de capitalización y el PIB, que hasta 2015 se ubicaba en 135 por ciento, se puedan sostener, e incluso debería alarmar tanto a inversionistas como a la propia Reserva Federal.

Por otro lado, las valuaciones en el mercado norteamericano se ubican en niveles no vistos desde 2009, lo cual también ha encendido señales de alerta.