Mercados

S&P recortará calificación a 4 bancos griegos por falta de liquidez

Standard & Poor's constató que los bancos griegos están experimentando mayores presiones de liquidez, así como
que la fuga de depósitos, que comenzó a finales de 2014,
se ha mantenido en marzo y principios de abril.
Agencias
21 abril 2015 13:26 Última actualización 21 abril 2015 13:37
[Reuters]Los prestamistas internacionales de Grecia han pedido a Atenas que detenga la fusión del Banco Nacional con el Eurobank. 

Desarrollador: Alpha Hardin Dueño / Inversionistas principal: N/D

MILÁN.- La agencia de calificación crediticia Standard & Poor's advirtió nuevamente su decisión de recortar el rating de los cuatro principales bancos griegos después que la semana pasada la agencia recortara en un escalón la calificación soberana de Grecia, desde 'B-' a 'CCC+' con perspectiva 'negativa'.

De acuerdo con un comunicado, la agencia justifica su decisión en que todavía existen incertidumbres en torno a la posibilidad de que estas entidades reciban apoyo de liquidez y capital de las autoridades europeas en caso de que sea necesario.

S&P mantiene el rating 'CCC+' de los bancos griegos Alpha Bank, Eurobank Ergasias, National Bank of Greece y Piraeus Bank en vigilancia crediticia negativa, proceso que inició el pasado 30 de enero.

“El estatus de vigilancia negativa sigue reflejando la posibilidad de que rebajemos nuestros ratings de los cuatro bancos griegos si consideramos que el apoyo de las autoridades europeas a los bancos griegos no está ya disponible", insiste.

En este sentido, subraya que este apoyo respalda el rating 'CCC+' asignado a Alpha, Eurobank, NBG y Piraeus, ya que representa unas condiciones económicas, financieras y empresariales "favorables" de las que dependen los bancos griegos griego para cumplir sus compromisos financieros.

Sin embargo, añade que el rating de perfil crediticio independiente de estas entidades, situado en 'ccc-', refleja que, sin ese apoyo, un 'default' de los bancos griegos parece "inevitable" en los próximos seis meses, salvo cambios favorables inesperados en las circunstancias de estos bancos.

Asimismo, Standard & Poor's constató que los bancos griegos están experimentando mayores presiones de liquidez, así como que la fuga de depósitos, que comenzó a finales de 2014, se ha mantenido en marzo y principios de abril.

Además, remarca que las actuales incertidumbres políticas probablemente seguirán socavando la confianza de los depositantes, por lo que espera que la salida de depósitos continúe mientras persistan las incertidumbres.

(Con información de Reuters y Europa Press)