Mercados

Rincón del Experto: Panorama energético global

Según la AIE del Departamento de Energía de Estados Unidos, hacia el final del año 2020 la producción de petróleo en la mayor economía del planeta alcanzará más de 8 millones de barriles por día (bpd), cifra que no se veía desde 1988.
Isaac Cohen
27 mayo 2014 21:12 Última actualización 28 mayo 2014 5:10
Energías alternativas

Energía eólica. (Reuters)

CIUDAD DE MÉXICO.- El mapa energético actual está presenciando cambios profundos, especialmente por la producción de gas y petróleo de esquistos y de roca compacta en Dakota del Norte y Texas.

En el año 2010, con 5 por ciento de la población mundial, Estados Unidos consumió 19 por ciento de la energía producida en todo el planeta.

En ese mismo año, con 20 por ciento de la población mundial, China superó a Estados Unidos consumiendo un poco más de 20 por ciento de la producción global de energía del mundo.



Asimismo, en 2013 la producción de gas de esquistos aumentó marginalmente 1 por ciento, a 66 mil 500 millones de pies cúbicos por día (mpc/d), desde 65 mil millones de mpc/d.

Lo anterior, después de que este indicador aumentó 5 por ciento en 2012 y 7 por ciento en 2011.

Proyectando a futuro estos crecientes niveles de producción, hacia el año 2020 Estados Unidos se convertirá en un exportador neto tanto de gas como de petróleo; venderá esos recursos en todo el mundo.

En el último número de la revista Foreign Affairs, Edward I. Morse, jefe de investigación sobre materias primas de Citi Bank hace proyecciones.

El especialista afirma que después de un saldo comercial negativo en petróleo durante 2011 por un monto de 354 mil millones de dólares, Estados Unidos tendrá un saldo positivo de 5 mil millones en 2020; habrá registrado un giro diametral en su posición dentro del mundo energético.

Lo mismo sucederá con Estados Unidos en el segmento de gas natural.
De acuerdo con los cálculos de los especialistas, después de un saldo comercial negativo de ocho mil millones de dólares en 2013, el saldo será positivo en 14 mil millones para finales del año en 2020.

Esta es la reconfiguración del panorama energético global que nos espera en los próximos años.