Mercados

Petróleo sufre primera caída desde el acuerdo
de la OPEP

Tras marcar ayer un máximo en 16 meses, el petróleo de referencia en Europa cambió de tendencia y cerró en baja sobre los 53 dólares ante las renovadas dudas sobre la efectividad de la reducción de la OPEP a partir de enero de 2017.
06 diciembre 2016 8:39 Última actualización 06 diciembre 2016 14:50
petróleo

(Especial)

Los precios del petróleo retrocedieron por primera vez desde que el miércoles pasado la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) anunció un acuerdo para reducir su extracciones.

En el International Exchange Futures (ICE) de Londres, el barril del Brent para entrega en febrero perdió 1.83 por ciento, para quedar en 53.93 dólares, luego de haber alcanzado un máximo de cierre en la sesión previa de 54.94 dólares.

En la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), el contrato del WTI para enero bajó 1.66 por ciento y cerró en 50.93 dólares el barril, en su primer retroceso de las últimas cuatro sesiones y que colocaron el lunes el valor en 51.79 dólares, un nivel que no se veía desde julio de 2015.

La tendencia negativa se mantuvo durante toda la jornada debido que el impulso por la decisión tomada por la OPEP la semana pasada de reducir la producción de crudo se ha disipado y que la promesa del cártel fue minada por datos que muestran el aumento del bombeo de parte de países miembros y Rusia, que no pertenece al grupo, provocando temores de que la sobreoferta de combustible podría continuar en 2017.

El cártel liderado por Arabia Saudita recortará 1.2 millones de barriles diarios a partir de enero, un volumen que según algunos analistas no es suficiente para mitigar el exceso de oferta que sufre el mercado.


La  producción de crudo de la OPEP anotó otro récord en noviembre, a 34.19 millones de barriles por día, frente a 33.82 millones de barriles en octubre, según un sondeo de Reuters basado en datos de transporte marítimo e información de fuentes de la industria.

Rusia reportó una producción petrolera promedio diaria de 11.21 millones de barriles en noviembre, la más alta en casi 30 años. Eso significa que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y Rusia por sí solos produjeron lo suficiente como para cubrir casi la mitad de la demanda global de crudo, que se sitúa justo por encima de 95 millones de barriles.

La OPEP y Rusia llegaron a un acuerdo histórico para reducir la producción en 2017, lo que provocó un alza de más de 10 por ciento en los precios, en un intento por poner fin a una sobreoferta de combustible.