Mercados

Futuros del pétroleo caen pero mantienen niveles de soporte; WTI, en 50.76 dpb

El petróleo Brent y WTI subieron más temprano por las preocupaciones sobre los suministros de petróleo de Libia e Irak. Un deterioro en la situación de seguridad llevó a la petrolera estatal de Libia a declarar el miércoles fuerza mayor en once de sus yacimientos petroleros.
Guadalupe Hernández
05 marzo 2015 9:13 Última actualización 05 marzo 2015 14:52
CRUDO WTI

CRUDO WTI

Los precios del crudo WTI y Brent cerraron en baja, en una jornada marcada por el repunte del dólar frente al euro a máximos de 11 años, las tensiones en Irak y Libia y las cifras récord en los inventarios en Estados Unidos.

El contrato del crudo WTI para entrega en abril acentuó su caída en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), pero se mantuvó por arriba del piso psicológico de los 50 dólares por barril.

El barril finalizó en baja del 1.5 por ciento, o 77 centavos para ubicarse en 50.76 dólares el barril, tras una ganancia del 1.01 por ciento (51.53 dólares) en la sesión anterior.

Por su parte, el barril del crudo Brent para abril cerró en el mercado de futuros de Londres en 60.48 dólares, un 0.11 por ciento menos que al terminó de la sesión anterior.

El crudo del mar del Norte, de referencia en el International Exchange Futures (ICE) perdió 0.07 dólares respecto a la última negociación, cuando finalizó en 60.55 dólares.

El euro caía frente al dólar por debajo del soporte de 1.11 unidades, por primera vez desde septiembre de 2013, haciendo que las materias primas en moneda estadounidense sean más costosas para los tenedores de otras unidades, luego de que el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, dejara la puerta abierta a compras de activos más allá de septiembre del 2016.

Por otra parte, Libia suspendió su obligación de entregar los suministros procedentes de 11 yacimientos de petróleo en medio de enfrentamientos entre los guardias y los militantes islamistas.

En Libia, la Corporación Nacional de Petróleo declaró fuerza mayor, un término legal que significa que las circunstancias hacen imposible cumplir con las obligaciones contractuales, en los campos de petróleo en un comunicado difundido más temprano.

En Estados Unidos, los inventarios de crudo alcanzaron un nivel récord, con un alza de más del doble de lo esperado en la semana pasada a 10.3 millones de barriles en la semana al 27 de febrero.