Mercados

Petroprecios estables tras una semana negativa; Brent en 102.26 dólares

La atención se centrará esta semana en una oleada de datos económicos clave de Estados Unidos, pues los inversionistas estarán pendientes de los nuevos indicios sobre la fuerza de la recuperación y el posible futuro rumbo de la política monetaria.
25 agosto 2014 8:33 Última actualización 25 agosto 2014 8:54
 [Bloomberg] El crudo WTI caía levemente para cotizarse en 90.80 dólares.

[Bloomberg] El crudo WTI caía levemente para cotizarse en 90.80 dólares.

El futuros del crudo operan con ligeros cambios y se mantienen estables tras registrar mínimos de varios meses durante la semana pasada, aunque todo apuntaba a que un dólar muy robusto y las preocupaciones sobre la superabundancia de reservas a escala mundial iban a seguir lastrando los precios.

Asimismo, el alza del dólar frente a una canasta de monedas, influían en la tendencia del mercado petrolerp.

Los contratos de futuros sobre petróleo denominados en dólares tienden a caer cuando el dólar sube, pues ello encarece el petróleo de cara a compradores titulares de otras monedas.

El crudo Brent para entrega en octubre cotiza con una marginal caída del 0.03 por ciento a 102.26 dólares, luego de tocar los 101.07 dólares por barril el 19 de agosto, su mínimo nivel en 14 meses, pues las previsiones de reservas a escala mundial indican una gran abundancia a pesar de la actual situación de violencia en Ucrania y Oriente Próximo.

El contrato retrocedió un 1.19 por ciento 1.24 dólares la semana pasada, su segunda caída semanal consecutiva.

En tanto que las cotizaciones del crudo West Texas Intermediate (WTI) avanza 0.08 centavos, a 93.731 dólares por barril en el New York Mercantile Exchange (Nymex).

La semana pasada el WTI perdió un 3.8 por ciento o 3.70 dólares, su cuarta caída mensual consecutiva.

Los precios del petróleo que se negocian en Nueva York cerraron la jornada del 21 de agosto en 92.50 por barril, mínimos de siete meses.

El índice dólar registró máximos de 11 meses después de que la reunión de banqueros de los bancos centrales que tuvo lugar este fin de semana en Jackson Hole, Wyoming, pusiera de manifiesto las diferencias entre los caminos que siguen las políticas monetarias de Estados Unidos con respecto a las de otras partes del mundo.