Mercados

Petróleo mexicano baja por expectativa de mayor oferta y el dólar

La mezcla mexicana rompió nuevamente su piso de los 45 dólares por barril, luego que estimaciones de la OPEP y de la EIA, además de un fortalecimiento del dólar por expectativa de mayores aumentos de tasas afectaron el precio del energético.
Redacción
18 enero 2017 18:14 Última actualización 18 enero 2017 19:8
barriles de petróleo

(Bloomberg)

El petróleo mexicano cayó 2.42 por ciento en las operaciones de media semana, afectado por un cambio en las expectativas en torno a la producción de petróleo a nivel mundial y el comportamiento del dólar luego de las palabras de Janet Yellen.

De acuerdo con información de Pemex, el precio de la mezcla mexicana se fijó este miércoles en 44.77 dólares, lo que significó una baja de 1.11 dólares frente a su nivel del martes. Con este movimiento, el petróleo mexicano registra una caída de 3.47 por ciento en lo que va del año.

El comportamiento del crudo de exportación estuvo en línea con los movimientos registrados por el Brent y el WTI en los mercados internacionales.

El referencial Brent perdió este día 1.55 dólares para quedar en 53.92 dólares por barril, en tanto que el estadounidense WTI llegó a los 51.08 dólares el tonel luego de haber retrocedido en la jornada 1.40 dólares.

Los precios fueron afectados por un cambio en las expectativas en torno al tan esperado balance entre la oferta y la demanda de crudo a nivel mundial, luego de darse a conocer estimaciones tanto de la OPEP como de la Administración de Información de Energía (EIA por sus siglas en inglés).

Por el lado de la OPEP, sus últimas estimaciones apuntan a una disminución en los excedentes de suministros para 2017, luego de darse a conocer en su reporte correspondiente a diciembre que la producción se redujo 221 mil barriles diarios en comparación con el mes previo. La meta para el primer semestre de 2017 es una reducción de 1.8 millones de barriles, que se alcanzará con Rusia.

En lo que se refiere a la demanda del petróleo, el cártel estima que en 2017 los requerimientos del energético subirán en 1.6 millones de barriles diarios, ligeramente superior a los 1.5 millones que se habían estimado el año anterior.

Pese a los ajustes esperados en los niveles de extracción, la OPEP estima para este año la producción de los países no miembros aumentará en 120 mil barriles diarios, luego que en 2016 bajó 710 mil barriles, en parte impulsado por una mayor producción de los Estados Unidos.

De hecho, un reporte de la EIA informó que la producción de petróleo shale continuará con su recuperación durante febrero, toda vez que se espera que los pozos de la zona del Permian aumenten su producción en 53 mil barriles, en tanto que la zona de Niobrara contribuirá con 13 mil barriles y la de Marcellus con otros mil barriles.

Otro de los elementos que influyó en el comportamiento de los precios del petróleo fue la exposición de la presidenta de la Reserva Federal luego de haberse dado a conocer el dato de inflación al consumidor al cierre de 2016, confirmando que el banco central estadounidense esta preparado para aumentos graduales de las tasas de interés.

El fortalecimiento del 0.6 por ciento del dólar frente a las principales divisas negociadas tiró los precios de las materias primas, principalmente los metales preciosos y de los energéticos.