Mercados

Barril 'sale a flote' por segundo día

El precio del petróleo subió al final de la sesión en Nueva York y logró recuperar el nivel de los 50 dólares, un nivel que perdió desde el 24 de mayo cuando cerró en 51.36 dólares.
Redacción
29 mayo 2017 8:43 Última actualización 29 mayo 2017 14:52
Petróleo a flote. (Shutterstock)

[Bloomberg] El Brent había escalado este mes de febrero a máximos de 9 meses, a casi 120 dólares por barril.

Los precios del petróleo logró mantener las ganancias al cierre de sesión, en medio de las expectativas de que la OPEP tendrá éxito en la reducción de inventarios en tanto inicia la temporada de verano en Estados Unidos.

Los futuros del crudo Brent de Londres, que hoy se renuevan por el contrato de agosto, ganó 0.2 por ciento, para quedar en 52.29 dólares el barril en la bolsa ICE Futures Europe, con sede en Londres.

El crudo mundial de referencia cayó 2.7 por ciento la semana pasada.

Por su parte, el barril de crudo West Texas Intermediate (WTI) de Estados Unidos para el mes de julio subió 0.4 por ciento a 50 dólares el barril en operaciones electrónicas en la Bolsa Mercantil de Nueva York.

Sin embargo, los nuevos incrementos en la actividad de perforación en Estados Unidos, y un menor volumen de transacciones debido a feriados públicos en China, Estados Unidos y Reino Unido, fueron factores que impidieron que las ganancias fueran mayores.

El ministro de Energía de Arabia Saudita Khalid Al-Falih dijo que la estrategia está funcionando y que las existencias caerán más rápido en el tercer trimestre. Muchos esperan que la temporada de mayor uso de automóviles, que comienza con las vacaciones del Día de los Caídos (EU), ayude a aliviar el exceso.

Los recortes "seguirán ayudando a reducir los inventarios todo el verano", dijo Craig Bethune, gerente de fondos de Manulife Asset Management Ltd. en Toronto, quien se enfoca en las inversiones en energía y recursos naturales.

Los inventarios de Estados Unidos han caído siete semanas seguidas en un signo de que Al-Falih puede tener razón, aunque siguen por encima del promedio de cinco años. Para acelerar esa disminución, Arabia Saudita planea reducir exportaciones al mayor consumidor del mundo.


Durante 19 semanas consecutivas, los perforadores de Estados Unidos han añadido 722 pozos, la cantidad más alta desde abril de 2015 y el más largo plazo de adiciones en la historia, según la empresa de servicios energéticos Baker Hughes Inc.

Casi la totalidad de los recientes aumentos de la producción de Estados Unidos han sido en tierra, en los llamados campos de petróleo de esquisto.

El éxito de la OPEP de reducir los inventarios podría depender de la producción en Estados Unidos , que no participa de los recortes. La producción petrolera en Estados Unidos ha escalado un 10 por ciento desde mediados de 2016 a más de 9.3 millones de barriles diarios de petróleo, cerca de los niveles de los grandes productores Rusia y Arabia Saudita.

Con información de Reuters, Notimex y Bloomberg