Mercados

Peso, entre las divisas menos depreciadas
en julio: Banco Base

Pese a la depreciación de 2.30 por ciento que el peso mexicano sufrió en julio, no es de las monedas más depreciadas, lista que lidera el real brasileño, con una pérdida de 9.31 por ciento, reportó el Banco Base.
Notimex
02 agosto 2015 16:28 Última actualización 02 agosto 2015 16:39
[Los inversores han ampliado su apuesta a que el real brasileño seguirá cayendo en 2014. / Bloomberg] 

[Los inversores han ampliado su apuesta a que el real brasileño seguirá cayendo en 2014. / Bloomberg]

CIUDAD DE MÉXICO.- El peso se depreció 2.30 por ciento frente al dólar durante julio de este año, pero estuvo lejos de ser la divisa más depreciada en el mercado cambiario, superada por otras monedas como el real brasileño, de acuerdo con Banco Base.

Según el reporte sobre los rendimientos de las 16 divisas con mayor volumen de operación en el mercado cambiario frente al dólar estadounidense, la divisa que más perdió durante julio fue el real brasileño, con 9.31 por ciento.

Le siguieron el dólar australiano, con una pérdida de 5.18 por ciento; el won surcoreano 4.68 por ciento; el dólar canadiense, 4.56 por ciento; el rand sudafricano, 4.04 por ciento, y la corona noruega, con una depreciación de 4.03 por ciento durante julio.

En tanto, las divisas que registraron las menores depreciaciones durante el séptimo mes del año fueron: la libra, con una pérdida de 0.57 por ciento; el yen, 1.12 por ciento; el euro, 1.46 por ciento; la corona danesa, 1.49 por ciento; el dólar de Singapur, 1.81 por ciento, y el peso mexicano, 2.30 por ciento.


En el resumen sobre el comportamiento del mercado cambiario en julio de 2015, Banco Base informó que el tipo de cambio cerró el mes cotizando alrededor de 16.11 pesos por dólar, después de tocar un nuevo máximo histórico de 16.4890 pesos por dólar.

El tipo de cambio tocó nuevos máximos en 11 de 23 jornadas durante julio, mes durante el cual el principal determinante de la importante depreciación del peso y del mercado cambiario frente al dólar, continuó siendo la expectativa de alza a la tasa de referencia de la Reserva Federal de Estados Unidos.

Ello, luego de que en Estados Unidos se publicaran indicadores económicos positivos en varias ocasiones, al mismo tiempo que los hacedores de política monetaria han sentado las bases para un primer paso hacia la normalización de tasas antes de terminar el año.

La institución financiera destacó la decisión de la Comisión de Cambios integrada por Banco de México y la Secretaría de Hacienda de modificar su mecanismo de intervenciones en el mercado cambiario para hacer frente a las importantes depreciaciones especulativas del peso.

Así, casi al final de julio, decidió aumentar las subastas diarias de dólares de 52 a 200 millones de dólares, mientras que la subasta extraordinaria de dólares se activará cuando el peso se deprecie 1 por ciento con respecto al FIX del día anterior, en vez de 1.5 por ciento, modificaciones que entraron en vigor el viernes 31 de julio.

Banco Base señaló que la política monetaria de Estados Unidos seguirá siendo un determinante principal de la volatilidad cambiaria durante los últimos meses de 2015, ya que se espera un primer incremento de tasas en septiembre.

Sin embargo, cualquier resultado económico negativo que altere las expectativas de crecimiento en el empleo y la inflación de la Fed podría retrasar el plan de normalización de tasas hasta el siguiente año, permitiendo una corrección moderada de las divisas frente al dólar.