Mercados

Pese a volatilidad, capitales siguen llegando a México y estas podrían ser las razones

Se pueden considerar que, al ver cómo se ha complicado Trump la vida en tan sólo unos 15 días como presidente, lo más probable es que permanezca en el cargo cuando mucho cuatro años, afirma experto.
Clara Zepeda
06 febrero 2017 21:21 Última actualización 07 febrero 2017 5:0
En noviembre, el dólar superó los 20 pesos. (Bloomberg)

En noviembre, el dólar superó los 20 pesos. (Bloomberg)

A pesar de la depreciación del peso, del deterioro en las expectativas de inflación y la previsión de un menor crecimiento económico, no se ha registrado una salida masiva de capitales del país, por el contrario, han aumentado los flujos de entrada, lo cual podría deberse a tres elementos clave, de acuerdo con el área de Investigación y Análisis de Intercam Casa de Bolsa, liderada por Patricia Berry.

“Puede estar ocurriendo que se reconoce que las economías de Estados Unidos y México están tan entrelazadas que ya no se pueden separar, aunque no le guste a Donald Trump y no hay mucho que él pueda hacer sin dañar a su propia economía”, detalló Berry.

Otro elemento que también podría explicar este comportamiento es que se piense que el presidente de Estados Unidos tiene tantos frentes abiertos al mismo tiempo, que su fuerza necesariamente se va a diluir.

Por último, según la especialista, el mercado puede considerar que, al ver cómo se ha complicado Trump la vida en tan sólo unos 15 días como presidente, lo más probable es que permanezca en el cargo cuando mucho cuatro años, que es poco tiempo en términos de inversión de largo plazo, ya sea de portafolios o de las empresas.

Para la dirección de Administración Integral de Riesgos y Análisis Económico de CIBanco, que dirige Diego Cándano, el peso mexicano se ha favorecido debido a que el dólar está perdiendo terreno frente a las principales monedas en el mundo por la falta de planes específicos de Trump para impulsar la economía estadounidense.

Sin embargo, lo anterior tampoco significa que México esté fuera de peligro y mejore constantemente su perspectiva de aquí en adelante. Todavía hay varias peleas que afrontar en contra de Trump que podrían provocar que regrese la incertidumbre y volatilidad en el tipo de cambio.

“Los mercados financieros tendrán que acostumbrarse a la forma de ser y de negociar del Presidente de Estados Unidos. Esto es, no darle mucho peso a todas sus palabras, sino a los posibles escenarios que lleven una negociación en el tema comercial, migratorio y de seguridad”, alertó CIBanco.

Por su parte, Berry aseveró que el tipo de cambio rompió con decisión los 20.85, por lo que podría seguir hasta 20.10 y, posiblemente, a 19.50, lo que sería una buena oportunidad de especulación.

Mientras tanto, aunque el peso se haya apreciado esta semana, la economía mexicana no deja de estar en riesgo y, por lo tanto, también el peso. La guerra comercial no conviene a ninguna de las partes, por lo que será el último de los escenarios a considerar después de haber agotado todo tipo de negociación, coincidieron ambos analistas.