Mercados

OPEP mantiene techo de producción en 30 mbd; Brent y WTI, al alza

Con el repunte de poco más de un tercio en el crudo tras tocar en enero mínimos de seis años de 45 dólares, la OPEP vio pocos motivos para modificar una estrategia de producción que consideran exitosa.
Agencias
05 junio 2015 8:5 Última actualización 05 junio 2015 8:39
Etiquetas
Precios del petróleo

Precios del petróleo. (Bloomberg)

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) acordó mantener su techo de producción en 30 millones de barriles diarios en los próximos meses, además de reiterar su posición de tolerar los bajos precios del crudo para defender su participación de mercado.

Había amplia expectativa de que el grupo, que en su encuentro pasado de noviembre sacudió al mercado al rechazar recortar su bombeo para apuntalar al crudo, luego de que el crudo recuperara terreno tras alcanzar mínimos en enero.

Tras la reunión en Viena, el ministro de Petróleo de Arabia Saudita, Ali al-Naimi, dijo que el grupo había acordado mantener su meta de producción en 30 millones de barriles de petróleo por día.

Un sondeo de analistas mostró que en las últimas semanas la OPEP ha estado bombeando más de 31.2 millones barriles diarios, y que la producción saudí está cercana a niveles récord.

Los precios del petróleo reaccionaban positivamente al anuncio subían y ponían fin a dos sesiones a la baja.

El petróleo Brent para entrega en julio reaccionó al alza al subir 80 centavos hasta un máximo de 62.83 dólares por barril, antes de operar cerca de los 62.40 dólares tras el anuncio.

En Estados Unidos subía 30 centavos a 58.30 dólares por barril en las operaciones electrónicas precias a la apertura.

Los precios habían caído 5.0 por ciento en las dos sesiones previas ante las expectativas de inversores de que se mantenga un exceso de suministro en el mercado.

Con el repunte de poco más de un tercio en el crudo tras tocar mínimos de seis años de 45 dólares en enero, la OPEP vio pocos motivos para modificar una estrategia de producción que consideran exitosa.

Los precios más bajos por el crudo han apoyado un mayor consumo de combustible y han frenado el auge del petróleo de esquisto de Estados Unidos.