Mercados

Mitsubishi pierde una fortuna en valor de mercado en tres días

Desde que Mitsubishi anunció el miércoles que había falseado los consumos de cuatro vehículos de los denominados ‘minicoches’, las acciones de la firma japonesa acumularon una caída del 41% en tres días.
Agencias
22 abril 2016 8:43 Última actualización 22 abril 2016 14:2
Mitsubishi

(Reuters)

TOKIO. - El escándalo por manipulación de pruebas de ahorro de combustible de Mitsubishi Motors Corp se profundizó este viernes, cuando autoridades de seguridad automotriz en Estados Unidos buscaban información al respecto.

Además, medios informaron que la automotriz japonesa había entregado datos engañosos sobre al menos un modelo más a lo divulgado y probablemente sobre varios otros.

Las acciones de Mitsubishi, la sexta automotriz más grande de Japón, cerraron este viernes en baja de 13.64 por ciento en la Bolsa de Tokio. Así, sumado el descenso de 19.42 por ciento del jueves y el 15.10 por ciento del miércoles, lo que restó un 40 por ciento de su valor de mercado, o tres mil 200 millones de dólares.


Esta caída del precio de los títulos de la multinacional nipona se explica por el anuncio realizado el miércoles de que había falseado los consumos de cuatro vehículos de los denominados ‘minicoches’ y que se comercializan bajo las marcas Mitsubishi y Nissan.

El volumen total de vehículos afectados por estos resultados de consumo erróneos asciende a unas 625 mil unidades del Mitsubishi eK (Wagon y Space), con 157 mil unidades, y de los Nissan Dayz y Dayz Roox (468 mil unidades).

Las revelaciones llevaron a las autoridades japonesas a allanar uno de sus centros de investigación y desarrollo, mientras que Standard & Poor's advirtió que su calificación podría ser reducida aún más hacia el grado especulativo.

Altos funcionarios gubernamentales japoneses dijeron que Mitsubishi podría tener que reembolsar a los consumidores si las investigaciones determinan que los vehículos no eran tan eficientes en combustible como se había dicho, lo que se suma a temores de que el escándalo pueda llevar a altos costos por compensaciones y multas.

"Este es un problema serio que podría llevar a la pérdida de confianza en la industria automotriz de nuestro país", comentó el ministro de Transportes, Keiichi Ishii, el viernes en una conferencia de prensa.

Medios locales informaron que Mitsubishi entregó datos engañosos sobre kilometraje sobre su automóvil eléctrico i-MiEV, que también se vende en el extranjero. Modelos divulgados previamente se comercializan sólo en el mercado japonés y Mitsubishi admitió haber manipulado sus lecturas de ahorro de combustible.

Un funcionario de la Administración Nacional de Seguridad de Tránsito en Carreteras de Estados Unidos dijo a Reuters que solicitó a Mitsubishi información sobre vehículos vendidos en el país. La fuente declinó a comentar sobre qué modelos pidió la información o si había pedido datos a otras automotrices.