Mercados

Mezcla mexicana se recupera y rompe su nivel de 42 dpb

El petróleo mexicano aumentó su precio por segunda sesión consecutiva, luego que Arabia Saudita y Rusia anticipan una reducción de inventarios de crudo hacia finales del año.
Redacción
12 junio 2017 17:23 Última actualización 12 junio 2017 18:24
pemex

pemex

El petróleo mexicano se alineo al comportamiento de los crudos internacionales y registró su segundo aumento consecutivo, luego que expectativas de Arabia Saudita y Rusia anticipan que se acelerara la reducción de los inventarios del energético hacia finales del año.

En este contexto, la mezcla mexicana de exportación subió 0.62 por ciento frente a su nivel del viernes, lo que le permitió superar el nivel de los 42 dólares por barril, al quedar en los 42.09 dólares. El viernes Pemex había fijado su precio en 41.83 dólares por barril.

El comportamiento del crudo de Pemex fue impulsado por la ganancia de 0.29 por ciento del Brent, que quedó en los 48.29 dólares por barril, en tanto que el WTI llegó a los 46.71 dólares tras un avance en la sesión de 0.54 por ciento.

La ganancia en los precios del crudo se dio pese a que desde la semana anterior los datos de inventarios, producción de petróleo estadounidense y número de plataformas en operación están en aumento.

Si bien estos datos confirman las expectativas de analistas de que la producción petrolera de los Estados Unidos podrá eclipsar los esfuerzos de la OPEP y de los productores independientes encabezados por Rusia, los comentarios de los ministros de energía de estas naciones en torno a una aceleración de los inventarios de crudo mundiales, impulsaron los precios.

Por el lado de Arabia Saudita, anunció que reducirá sus exportaciones para algunos compradores de Asia a partir del siguiente mes y también las ventas de petróleo hacia Estados Unidos.

El principal productor de crudo a nivel mundial está reduciendo en junio las exportaciones de este a Asia en siete millones de barriles.

Los mayores recortes se concentran en China, Corea del Sur y el sureste asiático, a los cuales les reducirá su suministro en un millón de barriles, en tanto que para India, la reducción es de tres millones de barriles y Japón con otro millón de toneles menos.

En el caso de los Estados Unidos, se espera un recorte de 35 por ciento en las exportaciones de crudo árabe a partir de julio.