Mercados

Mezcla mexicana inicia semana a la baja afectada por sobreoferta de crudo 

El petróleo mexicano llegó a los 40.66 dólares por barril, al prevalecer las expectativas de un mercado petrolero internacional con elevados niveles de extracción y abultados inventarios.
Redacción
19 junio 2017 18:35 Última actualización 19 junio 2017 18:58
pemex

pemex

El crudo mexicano de exportación retrocedió 19 centavos respecto a su cierre del viernes, al cotizar el barril en 40.66 dólares, de acuerdo con información de Petróleos Mexicanos (Pemex).

La caída de mezcla mexicana estuvo en línea con el movimiento registrado por los referenciales internacionales, en donde el WTI se redujo 1.20 por ciento, al venderse en 44.20 dólares por barril, de igual forma, el Brent perdió 0.97 por ciento y se ofreció a un precio promedio de 46.91 dólares.

De acuerdo con Banco Base, el energético finalizó la jornada con pérdidas ante un incremento en el nerviosismo por la sobreoferta mundial de crudo, ante el continuo crecimiento en su producción, además de elevados niveles de inventarios.

Por un lado, en Estados Unidos se mantuvo en aumento el número de pozos petroleros en operación, ya que según la compañía petrolera Baker Hughes, los pozos en activo se incrementaron 0.65 por ciento para alcanzar los 933 pozos, siendo este su mayor nivel desde abril del 2015.

De esta forma, en las últimas 22 semanas entraron en operación 274 pozos, luego que un precio por arriba de los 40 dólares es rentable para los productores de petróleo estadounidense shale. Se estima que actualmente la rentabilidad del petróleo WTI esta sobre los 45 dólares por barril.


Las estimaciones del banco de inversión Goldman Sachs apuntan a que el crecimiento en el número de pozos en operación influirá para que en el último trimestre del año la producción de crudo aumentará sustancialmente.

Otro elemento que apunta a una mayor producción de crudo es la recuperación de Libia y Nigeria, naciones que están exentas del recorte de producción de crudo propuesto por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

En el caso de Libia, su producción llegó a un máximo de cuatro años, debido al acuerdo alcanzado entre las autoridades y la compañía alemana Wintershall, que está colaborando con la extracción petrolera.

La producción actual del país es cercana a 900 mil barriles diarios, incremento que ha ocasionado que la producción conjunta de la OPEP se mantenga por arriba de su objetivo.

Nigeria continúa aumentando sus niveles de extracción alcanzando una producción de 1.68 millones de barriles diarios, lo que llevó a decir a su ministro de Energía que no se descarta en un futuro realizar recortes en su producción en línea con la propuesta de la OPEP.

La atención de los mercados se mantendrá a la espera de la publicación del reporte semanal de inventarios de energéticos de la Administración de Información Energética (EIA por sus siglas en inglés), prevista para el próximo miércoles.

A pesar de que los participantes anticipan un retroceso en los inventarios de petróleo de 1.2 millones de barriles, el mercado estará atento al ritmo de producción de crudo.

En las últimas dos semanas las presiones vinieron de un aumento en los inventarios de las gasolinas.