Mercados

Mezcla mexicana cierra la semana en su nivel más alto desde julio de 2015

En las últimas tres sesiones el petróleo mexicano se recuperó 1.21 dólares por barril, impulsado por las estimaciones de que se cumplan las expectativas de una menor oferta de crudo, luego de los anuncios de Arabia Saudita, Abu Dabi y Kuwait. 
Redacción
06 enero 2017 18:22 Última actualización 06 enero 2017 18:26
pemex

pemex

El petróleo mexicano mantuvo su recuperación por tercera sesión consecutiva llevando su precio a niveles cercanos a los 47 dólares por barril, en línea con la moderada recuperación de los principales crudos internacionales que fue limitada por una fortaleza del dólar

Este viernes la petrolera Pemex fijó el precio de la mezcla mexicana de exportación en 46.96 dólares por barril luego de un aumento de 27 centavos en comparación con su nivel de la jornada anterior. Este es su nivel más alto desde el 30 de julio de 2015.

En las últimas tres sesiones el petróleo mexicano aumento 1.21 dólares por barril y de esta forma comenzara 2017 con su primera ganancia semanal. La mezcla mexicana no registraba una primera semana de ganancia desde 2013.

En los mercados internacionales el precio del barril de petróleo tipo Brent finalizó la semana en 57.10 dólares, luego de un avance en el día de 21 centavos. En su balance semanal registró una recuperación de 0.49 por ciento.

Por su parte, el crudo referencial estadounidense WTI llego este viernes a 53.99 dólares tras una ganancia de 23 centavos, en tanto que en la semana su precio se recuperó 0.50 por ciento en comparación con su cierre de 2016.

La recuperación de los precios continuó apoyándose en una reducción de la producción de algunas de las naciones miembros de la OPEP; sin embargo, las dudas de que se logre la totalidad de la propuesta fijada en noviembre limito la recuperación de los crudos.

Con el anuncio de Arabia Saudita, Abu Dabi y de Kuwait se están cumpliendo las expectativas de los analistas de que se logre un recorte importante en la producción de crudo, pero aún está lejos de los 1.2 millones de barriles propuestos en noviembre.

Otro factor que frenara la recuperación de los precios fue la renovada fortaleza del dólar y es que el último dato de la situación del empleo de los Estados Unidos si bien estuvo por debajo de las expectativas, la recuperación de los sueldos podrá generar presiones inflacionarias en el media plazo.