Mercados

Mezcla mexicana anota tercera subida al hilo, pero cae en la semana

La mezcla mexicana de petróleo cerró este viernes en 39.12 dólares por barril, con una ganancia de 1.56 por ciento, aunque en la semana perdió 1.46 por ciento.
Álvaro Montero
16 enero 2015 16:50 Última actualización 16 enero 2015 17:5
Pemex

(Bloomberg)

La mezcla de petróleo de exportación de Pemex anotó su tercera subida al hilo al cerrar este viernes en 39.12 dólares por barril, con una ganancia de 1.56 por ciento y acumular un avance de 4.36 por ciento.

Sin embargo, en la semana cayó 1.46 por ciento, mientras que en el año tiene un declive de 13.93 por ciento.

Los precios del petróleo hoy apuntaron hacia arriba, después de que la Agencia Internacional de Energía (AIE) comunicara que las bajas cotizaciones serían el motor para que la demanda vaya en incremento.

Ante el comunicado, las cotizaciones de los crudos de referencia resurgieron con fuerza. El WTI concluyó con avance de 4.91 por ciento, a 48.52 dólares el barril en el contrato de febrero, mientras el Brent acabó la sesión en 50.17 dólares, lo que le significó subir 3.94 por ciento en la sesión.

Hoy por hoy, el mercado está ávido de información que pueda dar certeza, ya que se está viviendo un momento de volatilidad de gran impacto, así que cualquier declaración de organismo o país que tenga relación con la producción y demanda será tomada en cuenta y aprovechada para generar dividendos.

Ayer mismo, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) volvió a modificar su pronóstico de demanda 2015, y espera un promedio de 98.8 millones de barriles diarios -100 mil menos-, mientras que actualmente está bombeando 30.2 millones de barriles por día, a lo que se agrega que no hizo comentario alguno de que su producción la acortaría, esto llevó a los precios a caer más de 4 por ciento.

Hoy suben, pero la Agencia Internacional de Energía estima que continuará la caída, y probablemente tenga mucha razón, ya que los números de Estados Unidos en cuanto a su producción indican que dependen menos del petróleo externo; el país marcó un nuevo récord de producción de casi 9.2 millones de barriles diarios, recordando que es el mayor consumidor del combustible en el mundo.

Esto al mismo tiempo que se acerca al bombeo que tiene Arabia Saudita de 9.5 millones de barriles diarios, quien es el mayor exportador de crudo en el planeta y el segundo productor. Estos hechos posiblemente seguirán presionando las cotizaciones a la baja.